Los hosteleros de Lorca aspiran a duplicar sus ventas con la Feria del Sol

Momento de la presentación de la Feria del Sol en el patio del Palacio de Guevara, ayer. / jaime insa / agm
Momento de la presentación de la Feria del Sol en el patio del Palacio de Guevara, ayer. / jaime insa / agm

Una veintena de bares se han sumado a la iniciativa 'De tapeo y tardeo', que se celebrará durante dos fines de semana a partir del 24 de mayo

INMA RUIZ LORCA

La segunda edición de la Feria del Sol, un evento que propone fines de semana de tapas y copas con acompañamiento musical en calles y plazas, busca igualar los buenos resultados de la primera, en la que los hosteleros consiguieron duplicar las ventas en su peor temporada del año. Este evento surgió para animar al consumo en las terrazas de Lorca, cuando la ciudad comienza a quedarse vacía los fines de semana por el éxodo a las playas.

«La edición de 2018 fue todo un éxito», reconoció a 'La Verdad' el presidente de Hostelor, Jesús Abellaneda, que augura que la nueva Feria del Sol mejorará incluso aquellos resultados. Una veintena de bares se han sumado a la iniciativa y ofrecerán tapas y botellines de cerveza por 2,50 euros. Completan el menú 17 conciertos en directo en plazas del centro y de los barrios de San Diego, San José y Alameda de Cervantes.

La feria se celebrará durante dos fines de semana consecutivos a partir del próximo viernes en horario de mediodía y tarde. En esta edición, se ha incluido la denominación 'De tapeo, tardeo', para ampliar el ambiente de copas vespertino en las plazas en las que se celebren los conciertos. «Es un horario que permite conciliar la diversión con el descanso de los vecinos; esa es nuestra premisa», señaló Abellaneda. La feria incluirá este año un concurso fotográfico para mostrar tanto las elaboraciones gastronómicas como el ambiente que se vivirá en la calle.

El presidente de los hosteleros añadió que «tenemos que dar un buen argumento para retener a los lorquinos en la ciudad».