Comienzan las obras para evitar desprendimientos en el castillo

Fulgencio Gil Jódar, José Antonio Fernández Lladó y Ángel Meca Ruzafa supervisan los trabajos en la ladera del castillo./Paco Alonso / AGM
Fulgencio Gil Jódar, José Antonio Fernández Lladó y Ángel Meca Ruzafa supervisan los trabajos en la ladera del castillo. / Paco Alonso / AGM

Las brigadas levantan un muro de piedra de ocho metros para estabilizar el macizo rocoso en la carretera de La Parroquia

Pilar Wals
PILAR WALSLorca

Las obras para estabilizar el macizo rocoso del castillo se han iniciado estos días. La primera actuación se lleva a cabo junto a la carretera de La Parroquia. Allí se construye un muro de escollera de cuatro metros de altura y otros tantos de cimentación que permitirá estabilizar el deslizamiento del terreno que amenazaba tanto al vial como a la parte alta del macizo, según afirmó ayer el director general de Carreteras, José Antonio Fernández Lladó. Este, junto al alcalde, Fulgencio Gil Jódar, supervisaron ayer las obras de mejora de los accesos a la fortaleza y su conexión por la zona sur de forma paralela a la A-7.

La construcción del muro de 30 metros de longitud a base de roca hormigonada en la zona norte es la primera fase de los trabajos. La segunda permitirá «estabilizar el macizo rocoso, en la zona que no estaba con malla», explicó Fernández Lladó. La actuación prevista pretende reforzar la seguridad de todo el conjunto. La intención es evitar situaciones como la ocurrida el pasado año en que durante semanas permaneció cortado al tráfico el vial de circunvalación por los desprendimientos como consecuencia de las intensas lluvias.

Fue entonces cuando se planteó la necesidad de crear un nuevo acceso a la alcazaba. Ese proyecto está contemplado en la tercera fase de los trabajos. «Se construirá un nuevo vial paralelo a la A-7 de ocho metros de ancho, zahorra y aglomerado asfáltico y señalizado», contó el director general de Carreteras. Tendrá 1,3 kilómetros de longitud y partirá del barrio de San José. El alcalde aseguró que «será una alternativa a Jerónimo Santa Fe y a Lope Gisbert», además de que mejorará los accesos al castillo y al Parador de Turismo». El nuevo vial permitirá, agregó, «la conexión desde el barrio de San Juan a San José y La Viña sin tener que pasar por el centro de la ciudad». El proyecto de mejora de los accesos al castillo lleva consigo una cuarta fase que será para reparar los daños que pudieran causar durante las actuaciones que se pretenden en el vial y ampliar la plataforma.

La tercera fase incluye la construcción de un vial de conexión por la zona sur

La inversión prevista, según detalló el director general de Carreteras, será de 1,2 millones de euros. La intención es que los trabajos estén concluidos en ocho meses, por lo que se prevé que estarán finalizados antes de que concluya el año.

El alcalde también se refirió, a preguntas de los periodistas, al futuro proyecto de construcción del puente de La Peñica. «Para una infraestructura de esas características se precisarían entre 10 u 11 millones de euros. No es una actuación prioritaria. Primero hay que concluir los proyectos que hay en marcha antes de asumir otros de tal envergadura».

Temas

Lorca
 

Fotos

Vídeos