Las últimas tormentas secas dañan hasta el 15% de algunas fincas de peras

ABDÍAS SIMÓN

Las últimas tormentas sufridas en Jumilla han afectado a los frutales, en especial a la pera. Se trata de tormentas secas, acompañadas de mucho viento y aparato eléctrico, que han provocado daños en estos cultivos. Pedro García, presidente de COAG Jumilla, y Francisco Fernández, director técnico de la Denominación de Origen Pera de Jumilla, señalaron que «no han sido daños significativos» y que «en ningún caso los seguros se van a hacer cargo de las pérdidas».

Según Fernández, «el viento ha afectado a algunas parcelas de perales y el daño en las mismas está entre el 5% y el 15%». En cuanto a las zonas, afirmó que algunas de las más afectadas han sido «la Cañada del Judío y los Alberciales», pero a la vez indicó que «en las mismas zonas hay agricultores que no tienen daños». El presidente de COAG Jumilla señaló otros problemas en cultivos, como la aceituna, que «se está viendo afectada por este viento tan caliente, que la deshidrata, la deja negra y finalmente cae al suelo», dijo.