Intoxicadas dos familias en Bullas y Totana por la mala combustión de sus braseros

El 112 aconseja abrir una puerta o una ventana si se utilizan chimeneas, braseros y estufas de leña para asegurar la ventilación

LA VERDADMurcia

Los servicios sanitarios de emergencias atendieron este domingo a los miembros de dos familias, de Bullas y Totana, respectivamente, que resultaron afectados por la inhalación de monóxido de carbono procedente la mala combustión de braseros.

En el caso de Bullas, los sanitarios atendieron a un matrimonio -una mujer de 30 años y a un hombre de 34-, que se despertaron de la siesta con síntomas de intoxicación y llamaron al 112, mientras ventilaban la vivienda. Fueron sido trasladados en ambulancia al hospital comarcal del Noroeste, en Caravaca de la Cruz.

En Totana, los afectados fueron una madre de 37 años y sus tres hijos -una joven de 18 y dos menores de uno y 11 años-, quienes también presentaban dolor de cabeza y mareos pero que, en principio, achacaron a una intoxicación alimentaria. Los servicios de emergencia comprobaron que el causante había sido un brasero de leña. Los afectados acudieron al hosptal por sus propios medios.

El 112 aconseja abrir un poco una puerta o una ventana si se utilizan chimeneas, braseros y estufas de leña para asegurar la ventilación.

 

Fotos

Vídeos