Las fuertes lluvias obligan a retrasar festejos y eventos por toda la Región

Un grupo de mozos corre, el encierro de Calasparra en horario vespertino, ya que las lluvias obligaron a posponerlo. / laforet
Un grupo de mozos corre, el encierro de Calasparra en horario vespertino, ya que las lluvias obligaron a posponerlo. / laforet

El encierro de Calasparra se pospuso a la tarde; el Consistorio canceló un concierto en Bullas, y el Niño de Mula tuvo que ser resguardado a causa de una tromba de agua

LA VERDAD / J. L. P. / J. Y. MURCIA.

Las fuertes lluvias amenazaron este domingo, hasta el último momento, los festejos y eventos programados en toda la Región. El encierro de Calasparra, que iba a celebrarse por la mañana, se pospuso a la tarde debido a la tormenta. En Bullas, se canceló el concierto que la banda de música municipal iba a ofrecer en la pedanía de La Copa. En Abarán, se suspendió el Abarán River Festival, y se pospuso para el fin de semana próximo una ruta senderista. Y los espectáculos de la mañana del festival molinense B-Side también se suspendieron. El agua no impidió que Mula celebrara su tradicional romería del Niño del Balate, aunque una fuerte tromba obligó a resguardar la imagen en un local comercial del barrio de San Felipe. Cuando pasó el diluvio, la imagen fue trasladada al Real Monasterio de la Encarnación en un camión.

Las lluvias estuvieron presentes en buena parte de la Región desde primera hora de la mañana. Cerca del mediodía, la localidad que más agua había recogido, según los datos de la Aemet, era Lorca, con más de 16 litros por metro cuadrado. Le seguían Puerto Lumbreras, con 10,4, y Águilas, con 9,2, ya que estaba previsto que esta inestabilidad irrumpiera en el sur de la Comunidad.

A la misma hora, la ciudad de Murcia ya había recibido más de 4 litros. En Cieza, el Consistorio tuvo que señalizar varias calles con avisos al tráfico rodado, debido a acumulaciones de agua y a que varias tapas de alcantarillado se habían levantado al verse desbordadas. Además, en Abarán hubo arrastres de piedras y tierra en algunas carreteras comarcales, como en la RM-512, que une el municipio con Cieza.

El alcalde de Los Alcázares, Anastasio Bastida, decidió ayer activar el Plan de Emergencias Municipal en fase pre-emergencia, tras recibir comunicación de fenómenos meteorológicos adversos de nivel amarillo por lluvias que pueden dejar una precipitación acumulada en una hora de 15 milímetros, desde las 6 horas de hoy a la medianoche del lunes.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos