Detenido por una veintena de robos en viviendas del Mar Menor

Algunos de los objetos recuperados por la Benemérita. / Guardia Civil

La Guardia Civil estima que el valor de los objetos recuperados ronda los 80.000 euros | El arrestado usaba hasta siete identidades falsas para evadir su responsabilidad en los numerosos delitos con los que se le relacionaba

LA VERDADMurcia

La Guardia Civil de la Región de Murcia, en el marco del 'Plan contra el robo en viviendas', ha desarrollado la 'operación Derrotado', una investigación que ha culminado con la detención de un experimentado y peligroso delincuente al que se le atribuye la presunta autoría de una veintena de robos en viviendas de la comarca del Mar Menor.

Se ha recuperado un turismo, ordenadores portátiles, tablets, teléfonos móviles, cámaras fotográficas, pequeños electrodomésticos, joyas y relojes, parte de lo cual está siendo expuesto en el cuartel de la Guardia Civil de Cabo de Palos a la espera de su identificación por sus legítimos propietarios.

La investigación se inició a principios de verano, cuando la Guardia Civil tuvo conocimiento de la comisión de varios robos en viviendas con un modus operandi similar, mediante el escalo hasta terrazas y ventanas superiores de las viviendas a las que accedían mientras sus moradores dormían.

Las inspecciones oculares practicadas en los inmuebles permitieron a los agentes determinar que tras estos hechos podía encontrarse un único autor que, con pericia y agilidad, accedía a los inmuebles para sustraer todo tipo de objetos fáciles de transportar (ordenadores portátiles, teléfonos móviles, pequeños electrodomésticos, relojes y joyas), así como dinero en efectivo.

Se desplazaba en los vehículos sustraídos a las víctimas

Además, en algunos de los casos investigados, se apoderó de las llaves de varios vehículos y los sustrajo. Con ellos se desplazaba en sucesivas noches para cometer otros robos en viviendas, llegando incluso a asaltar varios inmuebles en una misma noche.

La Guardia Civil ha constatado que una vez robados, estacionaba los vehículos en distintas localidades donde los dejaba 'enfriar', para utilizarlos días después de su sustracción.

Las pesquisas practicadas condujeron a los investigadores hasta un conocido delincuente, sobre el que pesaban varias órdenes judiciales de detención. El sospechoso, ya en marzo del año 2007, fue detenido por la Guardia Civil, en el marco de la 'operación Yunta', como presunto autor de más de 30 delitos de robos con violencia e intimidación con arma de fuego en establecimientos comerciales de la Región de Murcia y de la provincia de Alicante, por lo que ingresó en prisión.

La pericia del sospechoso para cometer los robos, la discreción en sus desplazamientos y su experiencia delictiva hacían de su búsqueda una ardua tarea, a pesar de lo cual, y después del hallazgo de un vehículo, sustraído dos días antes en La Manga del Mar Menor y localizado en la pedanía cartagenera de Alumbres, la Guardia Civil estrechó el cerco en la zona.

Recientemente, estos operativos policiales han culminado con la identificación de su domicilio en Alumbres-Cartagena, donde han sido hallados numerosos objetos robados entre los que se encuentran ordenadores portátiles, teléfonos móviles, pequeños electrodomésticos, relojes y joyas, todo lo cual ha sido recuperado y, parte, devuelto a sus legítimos propietarios.

La mayor parte de estos objetos (televisores, ordenadores y electrodomésticos) se encontraban repartidos por las distintas estancias de la vivienda y eran utilizados en la vida cotidiana del sospechoso; otros, sin embargo, estaban escondidos en el falso techo de la vivienda, donde los agentes detectaron ciertas anomalías, por lo que, después de mover varias placas de escayola, los localizaron. Se estima que el valor de los objetos recuperados ronda los 80.000 euros.

Utilizaba siete identidades falsas

Al arrestado le constan hasta siete identidades falsas, que utilizaba para identificarse en sus detenciones con la supuesta finalidad de evadir su responsabilidad en los numerosos delitos con los que se le relacionaba.

El detenido –varón, de 30 años, nacionalidad argelina y residente en Alumbres-Cartagena–, los efectos recuperados y las diligencias instruidas han sido puestos a disposición del Juzgado de Instrucción número 2 de Cartagena.

Solicitud de colaboración ciudadana

La Guardia Civil solicita la colaboración ciudadana para que los objetos recuperados que aún permanecen depositados en el cuartel de la Guardia Civil de Cabo de Palos puedan ser identificados y devueltos a sus legítimos propietarios.