La desaladora de Torrevieja podrá triplicar su producción en 2019

El consejero Francisco Jódar junto al director general de Acuamed, Francisco Javier Baratech, paseando por la desaladora de Torrevieja./
El consejero Francisco Jódar junto al director general de Acuamed, Francisco Javier Baratech, paseando por la desaladora de Torrevieja.

El consejero Francisco Jódar advierte que «aunque estén a pleno rendimiento, estas infraestructuras no cubren el déficit hídrico de la cuenca del Segura»

LA VERDADMurcia

El consejero de Agua, Agricultura, Ganadería y Pesca, Francisco Jódar, indicó este martes que «la desaladora de Torrevieja es una de las infraestructuras en la que colaboramos con el Gobierno de España para que, cuanto antes, esté produciendo 80 hm3 de agua con el compromiso de triplicar su producción en 2019».

«Este avance es una muestra más de que estamos trabajando en medidas urgentes ahora, pero también en medidas a medio y largo plazo para los agricultores y regantes de la Región», afirmó el consejero.

Francisco Jódar hizo estas declaraciones tras visitar este marte, junto al director general de Acuamed, Francisco Javier Baratech, la planta desaladora de Torrevieja y la rambla de Las Moreras, en Mazarrón.

Según un comunicado del Gobierno regional, la desaladora de Torrevieja casi doblará su producción en 2018, cuando llegará a alcanzar un volumen de 80 hectómetros cúbicos de agua al año, frente a los 40 hm3 de agua al año que produce en la actualidad. Además, las previsiones y trabajos que se están llevando a cabo permitirán triplicar esta cifra en 2019, con el fin de alcanzar los 120 hm3 anuales.

Sin embargo, Jódar advirtió que «aunque estén a pleno rendimiento, las desaladoras no cubren el déficit hídrico de la cuenca del Segura, por lo que es preciso llevar a cabo otras actuaciones que contribuyan a poner más recursos a disposición de regantes y agricultores».

Sobre la presa de Las Moreras, el titular de Agua subrayó que se trata de una infraestructura «necesaria», en la que ya trabaja Acuamed para llevar a cabo su construcción. Según dijo, su objetivo es «prevenir las riadas en el municipio de Mazarrón y recoger agua que quedaría embalsada para su posible uso por parte de los regantes de la localidad».

Fuentes del Gobierno regional aseguran que se estima un volumen regulable que alcanzaría la cifra de 25 hm3, lo que podría redotar los regadíos de Mazarrón que disponen de agua de pozos reutilizada, procedente de depuración de agua residual, desalada y de las cesiones de otras comunidades de regantes, pero carecen de recursos convencionales. Además de Mazarrón, algunas pedanías de Lorca también se beneficiarían de esta redotación de recursos.