Crece el pulso entre Miras y Conesa por el retraso para la llegada del AVE

Los andenes provisionales construidos por Adif en la estación del Carmen, ayer tarde. / VICENTE VICÉNS / AGM
Los andenes provisionales construidos por Adif en la estación del Carmen, ayer tarde. / VICENTE VICÉNS / AGM

Ciudadanos advierte al PSOE de que el mandato de la Asamblea «no autoriza a paralizar ninguna de las obras existentes en Murcia»

Manuel Buitrago
MANUEL BUITRAGO

El pulso entre el presidente de la Comunidad y el delegado del Gobierno crece por días, tras la decisión de este último de cambiar los planes para que el AVE llegue a Murcia a finales del año 2020 soterrado a una estación provisional, y no por el desvío habilitado por Adif para que se pueda utilizar el servicio de alta velocidad mientras se ejecutan las obras del soterramiento, como esta previsto, haciendo compatibles las dos actuaciones. La movilización social que ha convocado el Gobierno regional, mañana en el Auditorio, ha incrementando la tensión entre ambas administraciones.

Entre medias, el partido Ciudadanos salió ayer al paso de la lectura que están haciendo el delegado y el PSOE sobre el mandato de la Asamblea Regional. El diputado Juan José Molina manifestó que si se paraliza alguna de las obras existentes «se está incumpliendo el acuerdo» parlamentario que suscribieron los socialistas, Podemos y la formación naranja. «El texto que se aprobó es muy ambiguo, y en Ciudadanos tuvimos que esforzarnos para exponer nuestra postura, en el sentido de que no se puede paralizar nada de lo que esté en marcha. O el Partido Popular está mintiendo, o el delegado del Gobierno está paralizando cosas; uno de los dos no dice la verdad».

El presidente y el delegado se atribuyen el sentir mayoritario de la sociedad para defender sus posturas

«Atraco de Pedro Sánchez»

El presidente Fernando López Miras reiteró su malestar por las nuevas fechas anunciadas para la llegada del AVE y subrayó que esa infraestructura generaría unos 300 millones de euros al año y 180.000 nuevos visitantes, algo a lo que no está dispuesto a renunciar, informa Efe. Aludió al estudio de la Universidad de Murcia y el Colegio de Economistas -publicado por 'La Verdad'- en el que se barajan esas previsiones y consideró que «es momento de que hable la sociedad» para «impedir el atraco que quiere realizar a la Región el Gobierno de Pedro Sánchez». En ese sentido, se mostró convencido de que «hay muchísimos más ciudadanos» que prefieren que el AVE llegue en 2018 tal y como estaba previsto, que en 2020, como ha anunciado el Gobierno central.

Según las anteriores previsiones, a finales de agosto debían comenzar las pruebas de la vía provisional por la que, una vez finalizadas las mismas, llegaría el AVE en superficie de manera provisional hasta terminar las obras del soterramiento, lo que no ocurrirá, sino que entrará a la ciudad directamente bajo tierra. Para Miras, este cambio de planes es una «imposición» del PSOE, que «ha sobrepasado una línea» y «ha llegado al límite», mientras que la «sociedad murciana no está dispuesta a aguantar más ni a ser mangoneada de esta manera». Recordó que este miércoles a las 19:00 horas habrá una movilización en el Auditorio Víctor Villegas «para que hable la sociedad».

Conesa pide tranquilidad

El Delegado del Gobierno Diego Conesa replicó que respeta la movilización de la Comunidad y mandó un mensaje de «tranquilidad y serenidad» a la sociedad murciana, porque «lo único que se ha hecho es garantizar y fijar unas fechas ciertas en las que el AVE llegará a Murcia soterrado». «Respeto cualquier acto y manifestación», dijo Conesa, quien recordó que el PP es el gobierno, pero «depende también de los mandatos que se trasladan desde la Asamblea Regional, porque estamos en un sistema democrático».

Destacó que los gobiernos «están para ejecutar decisiones y generar confianza y no crispación y el Ejecutivo murciano tiene que tener muy presente el mandato que dio la Asamblea, que planteaba que la catenaria debía ir soterrada y, en este caso, el Gobierno de la nación lo único que ha hecho es una decisión que aúne el mandato de la Asamblea, del Pleno del Ayuntamiento de Murcia, y también con un sentir general».

A su juicio, «se ha dado una solución para que en unos meses tengamos tren con conexión directa Murcia-Madrid en 3 horas y a Cartagena en 3,5 horas, que es lo que quizás deberíamos tener ya desde hace bastantes años». De manera que, indicó, «se dará el impulso definitivo a la llegada del AVE a Cartagena, teniendo muy presente lo que manifestó el Pleno del Consistorio por unanimidad». «Hay que escuchar a la ciudadanía», dijo, y abogó por «poner en el siglo XXI el sistema ferroviario tercermundista que tenemos».

Más