Las consultas de Ciudadanos pueden retrasar el arranque del Ejecutivo de coalición

Los consejeros Valverde, Del Amor, De la Cierva y Rivera. / n. garcía
Los consejeros Valverde, Del Amor, De la Cierva y Rivera. / n. garcía

El PP renovará el 80% del equipo actual y solo seguirían Javier Celdrán y, posiblemente, Manuel Villegas

David Gómez
DAVID GÓMEZ

Formar un Ejecutivo de coalición es una tarea difícil que no tiene precedentes en la historia política de la Región. La idea de Fernando López Miras era dar a conocer hoy los nombres de las personas que integrarán el Consejo de Gobierno para que los nombramientos se publiquen mañana en el Boletín Oficial de la Región (Borm) y los nuevos consejeros puedan tomar posesión de sus cargos ese mismo día. Pero el presidente no depende de sí mismo y todo puede retrasarse a causa de Ciudadanos, que todavía está a la espera de recibir el visto bueno de su dirección nacional para designar a las dos personas que, junto a Isabel Franco y Ana Martínez Vidal, formarán parte del Ejecutivo de la Región.

El Partido Popular tiene claro a quiénes nombrará. López Miras ya avanzó en la entrevista publicada el domingo por 'La Verdad' que acometería una importante renovación en el equipo actual, en torno al 80%. Así, de los consejeros actuales solo tiene garantizada su continuidad Javier Celdrán, que será la mano derecha del jefe del Ejecutivo al frente de la Consejería de Presidencia, sin descartarse que pueda tener algunas competencias más. También se hablaba ayer de que Manuel Villegas, titular de Salud, se mantendría al frente de este departamento.

El resto de colaboradores de Miras finalizarían su servicio a la Región. En los casos de Fernando de la Cierva, Miguel Ángel del Amor, Patricio Valverde o Miriam Guardiola, su paso por el Gobierno solo habría durado dos años. Más tiempo lleva Adela Martínez-Cachá, que entró en el Consejo de Gobierno en 2015. Su salida sería la más sorprendente, pues es una dirigente de peso en el PP regional, donde es responsable de Organización. Los nombres que con más fuerza sonaban para incorporarse al Gobierno eran los de la exvicerrectora Cristina Sánchez, a la que ya felicitaban ayer en San Esteban, y de Antonio Luengo, que fue director general del Mar Menor. Ambos tendrían que abandonar los escaños que ocupan en la Asamblea Regional, según es tradición en el PP, por lo que dejarían sitio libre para que entraran Isabel María Sánchez y el cartagenero Francisco Espejo.

Empresarias en Cs

Más complicado lo tiene Ciudadanos, un partido en el que no se da un paso sin consultar con Madrid. La portavoz regional, Isabel Franco, viajó ayer a la capital de España nada más terminar el acto de toma de posesión de Fernando López Miras para reunirse con los dirigentes estatales de su partido y consensuar con ellos los nombramientos. Llevaba una carpeta con los perfiles profesionales de posibles candidatos. Dos de las aspirantes serían las empresarias Marian Cascales y Manoli Marín. Esta última presidió la Organización de Mujeres Empresarias de la Región (Omep), entidad en la que Isabel Franco era directora del Observatorio de la Igualdad antes de dar el salto a la política. Marín fue en el número tres de la candidatura al Congreso de los Diputados por Murcia, aunque no consiguió escaño.

Una vez que se decida quiénes son consejeros, hay que trabajar el decreto de estructura de las Consejerías, detallando las secretaríasy direcciones generales de cada una.