La Comunidad da luz verde a las últimas 2.166 plazas de empleo público de 2018

Noelia Arroyo y el consejero de Hacienda y Función Pública, Fernando de la Cierva, ayer. / nacho garcía
Noelia Arroyo y el consejero de Hacienda y Función Pública, Fernando de la Cierva, ayer. / nacho garcía

El Consejo de Gobierno completa así la oferta «más numerosa de la historia», que aglutina un total de 8.194 puestos de trabajo en Educación, Administración y Salud

LA VERDAD MURCIA.

El Gobierno regional finalizó ayer el proceso de tramitación de la oferta de empleo público «más numerosa de la historia de la Administración regional», que aglutina 8.194 plazas y que permitirá las convocatorias para los distintos cuerpos en los ámbitos de Educación, Administración y Servicios y Salud. Así lo confirmó la portavoz del Ejecutivo regional, Noelia Arroyo, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno que aprobó 2.166 plazas, de las que 1.307 pertenecen a la oferta de empleo público de Educación para 2018 y 859 corresponden a la oferta de Administración y Servicios. Estas últimas se suman a las 702 plazas convocadas en 2017 y conforman la oferta total de 1.561 plazas para Administración y Servicios.

El conjunto de todas ellas, más las 5.326 plazas aprobadas por el Servicio Murciano de Salud, configuran la oferta de empleo público global de la Administración regional, que cuenta con un total de 8.194 plazas que serán convocadas a lo largo de 2019, tal como pactó el Gobierno regional con las organizaciones sindicales en la Mesa General de Negociación celebrada el pasado 12 de noviembre.

En cuanto a la oferta de empleo público para Educación, serán 1.240 plazas las que se convocarán por turno libre a lo largo de 2019, más 67 plazas reservadas para personas con discapacidad, que cubrirán las necesidades de personal docente no universitario adscrito a centros educativos de titularidad pública. En el ámbito de Administración y Servicios, del total de 859 plazas, 182 se convocarán por turno libre, más 481 plazas que corresponden al proceso de estabilización de empleo temporal, y las 196 restantes son de promoción interna, tal como se pactó con los representantes de los trabajadores en la Mesa Sectorial.

Tal y como aseguró ayer Arroyo, quien compareció junto al consejero de Hacienda y Función Pública, Fernando de la Cierva, «la Administración regional tiene el doble objetivo de reducir la tasa de empleo temporal, para situarla en torno al 8%, y de promover la estabilización del empleo público». Para ello, representantes de la Administración regional y de los sindicatos acordaron también facilitar el acceso del personal temporal a la nueva oferta de empleo en el ámbito de Administración y Servicios. En este sentido, el Consejo de Gobierno ratificó ayer también el acuerdo al que llegaron el Gobierno regional y los sindicatos en la Mesa Sectorial, que modifica los criterios de selección para las plazas de consolidación, de forma que se incrementa la valoración de la experiencia de los interinos en el desempeño de sus puestos de trabajo. El proceso selectivo para estas plazas constará de un concurso-oposición en el que el 40% de la nota final corresponde a los méritos y el 60% al resultado del examen tipo test.

Además, en la valoración de méritos se puntuará a los candidatos que ya hayan aprobado esas oposiciones aunque no hayan conseguido plaza, se creará una lista de espera en la que se tendrán en cuenta los últimos diez años de antigüedad y se garantiza la continuidad en las listas de espera a las personas que ya están incluidas. La finalidad del Gobierno regional es «facilitar la estabilización de las plazas públicas cubiertas por personal temporal y la permanencia en sus puestos de trabajo a los funcionarios interinos», según Arroyo. Todos estos procesos selectivos garantizarán igualmente el cumplimiento de los principios de libre concurrencia, igualdad, mérito, capacidad y publicidad.

Más