Los vecinos de la zona sur de Murcia se rebelan contra el «abandono»

Dos mujeres paseaban ayer por el paseo Florencia, una de las principales arterias de Ronda Sur. / g. carrión / agm
Dos mujeres paseaban ayer por el paseo Florencia, una de las principales arterias de Ronda Sur. / g. carrión / agm

Los habitantes de Santiago El Mayor, Ronda Sur, Patiño y San Pío X critican la ausencia de mejoras en sus territorios

ALBERTO GÓMEZ MURCIA

Los habitantes de la zona sur de Murcia se han plantado contra lo que consideran que es un trato discriminatorio que están recibiendo por parte de las autoridades locales en comparación con el que reciben los ciudadanos que viven en la zona centro y norte del municipio.

El malestar reinante en el eje que conforman Santiago El Mayor, Ronda Sur, San Pío X y Patiño ha ido en aumento con el paso del tiempo y en la actualidad se encuentra en uno de sus puntos más altos porque sus reivindicaciones han caído en saco roto y las mejoras que demandaban no han visto la luz.

Este territorio concentra en la actualidad a más de 30.000 personas y representa un polo de población que sus habitantes consideran que merece la atención del Ayuntamiento y que sus peticiones no caigan en saco roto por sistema.

Limpieza, iluminación, seguridad y transporte concentran la mayoría de las demandas

El crecimiento de esta zona experimentó una subida muy considerable unida al anuncio del soterramiento de las vías del tren que se realizó. «Esa obra conllevó un desarrollo urbanístico que propició que mucha gente se comprara la casa aquí. Por eso, hemos luchado tanto por el soterramiento, porque lo consideramos una necesidad prioritaria», explicó a 'La Verdad' el presidente de la Asociación de Vecinos de Ronda Sur, David Ruiz.

Todo el territorio presenta casi las mismas mejoras pendientes. «Hay que pensar que Ronda Sur se reparte entre las juntas de Santiago El Mayor, Patiño y San Pío X», precisó a esta Redacción el alcalde pedáneo de Santiago El Mayor, Juan José García. El clamor general en la zona es que ninguna de sus peticiones ha sido atendida.

Esta deriva ha provocado el inicio de una campaña en las redes sociales para hacer visible el problema y presionar para la llegada de mejoras. Los afectados tampoco descartan la realización de manifestaciones o concentraciones para terminar logrando su objetivo.

La comparación con los servicios que brinda el Ayuntamiento a los barrios del norte y a los que se encuentran en la zona centro también actúa como un agravio comparativo en este caso. Al respecto, David Ruiz amplió que «existe un desequilibrio claro que se extiende a todos los ámbitos. De las vías del tren para el sur no ha llegado nada. Ni el tranvía, ni los carriles bici. Aquí no hay ni un solo instituto pese a que la población es joven en su inmensa mayoría».

La limpieza es una de las principales demandas. Esta visión la comparten los vecinos de Ronda Sur y los de las partes de Santiago El Mayor y Patiño. El pedáneo de esta última localidad, Antonio Jiménez, aclaró que «no tiene sentido que aquí, con menos población, haya más brigadas de limpieza que en Ronda Sur, donde hay unas 3.000 personas más».

En la actualidad trabaja un día un equipo de barrido manual y otro de barrido automático. «Lo que no es de recibo es que el convenio de limpieza no se toque desde 2010, cuando aquí había unos 400 vecinos. Ahora hay más de 6.000», explica Juan José García.

Los afectados han solicitado al Consistorio que se aumente el servicio y en el equipo de gobierno local están dispuestos a estudiar la medida. La intención es aumentar la dotación para el entorno de Ronda Sur y Santiago El Mayor. «También hemos invitado a la concejal de Infraestructuras, Rebeca Pérez, para que compruebe sobre el terreno todo lo que decimos», amplía el pedáneo de Santiago El Mayor.

Iluminación escasa

Otro de los caballos de batalla es el relacionado con la iluminación. «Seguimos teniendo las luces antiguas, las de bombilla», señala uno de los afectados. «Hace un año y medio nos reunimos por este asunto con la edil Rebeca Pérez y el alcalde Ballesta, pero no ha habido avances», recuerda Juan José García.

Uno de los puntos en los que los vecinos afirman que más urge mejorar la iluminación es en la calle Morera, la vía que conecta Santiago El Mayor con San Pío X. Además, demandan que se arreglen farolas que se encuentran en mal estado y achacan a la falta de poda las zonas sombrías que existen en varios jardines.

La seguridad también concentra el malestar de muchos vecinos. Recuerdan que hace un año y medio existía la figura del policía de barrio y prestaba servicio de forma conjunta para Ronda Sur y Santiago El Mayor. Sin embargo, en la actualidad solo existe un agente y también se tiene que encargar de las zonas del Infante y el barrio del Carmen.

«Nos dijeron que había que hacer una reducción porque no había policías suficientes», recuerda el pedáneo de Santiago El Mayor, quien también critica que antes existía el policía escolar que, por ejemplo, regulaba los accesos a la entrada y salida de los colegios.

«Ahora el servicio solo está dos veces a la semana y solo puede atender a uno de los colegios que tenemos», lamenta.

En materia de transporte, el concejal Eduardo Martínez-Oliva siempre se ha mostrado cercano, pero los vecinos afirman que las soluciones no han llegado. Critican que el servicio de autobús es escaso porque los vehículos «van siempre colapsados porque hay mucha más gente que capacidad tienen los buses para asumir la demanda. Urge que aumenten las frecuencias».

Solución para los atascos

El problema del tráfico y las soluciones en el campo de la movilidad son anheladas en Ronda Sur, Santiago El Mayor, Patiño y San Pío X.

En el plan de movilidad que se elaboró por el soterramiento de las vías se solicitó la instalación de una rotonda en la avenida Miguel Ángel Blanco para que sirviera como acceso alternativo a la carretera de la Ronda Sur, pero los técnicos no consideraron viable la propuesta.

Más