Murcia refuerza el dispositivo de atención a los 'sin techo' ante la ola de frío

Una persona sin hogar en una calle de Murcia./Nacho García / AGM
Una persona sin hogar en una calle de Murcia. / Nacho García / AGM

El Ayuntamiento y Jesús Abandonado repartirán entre las personas sin hogar que duermen en la calle un 'kit' que contiene gorros, bufandas, guantes y sacos de dormir

María José Montesinos
MARÍA JOSÉ MONTESINOSMurcia

Casi medio centenar de personas sin hogar pasan las noches a la intemperie en Murcia. La mayoría son conocidas por la Policía Local, el Semas (Servicio de Emergencia Móvil y Atención Social), dependiente de la Concejalía de Derechos Sociales del Ayuntamiento de Murcia, y Jesús Abandonado.

Casi todos suelen rehúsar alojarse en las instalaciones de Jesús Abandonado o en las pensiones que les ofrece la concejalía y prefieren pernoctar en la calle, arropados con alguna manta y hojas de periódico. Pero la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) alerta de la ola de frío siberiano que se cierne sobre Murcia y que provocará heladas y temperaturas de hasta menos dos y tres grados a partir de este jueves y, por ese motivo, el Ayuntamiento y la Fundación Jesús Abandonado han decidido tomar medidas.

El dispositivo especial se desplegará mañana y el viernes, entre las 19 horas y la medianoche, a cargo de la Fundación Jesús Abandonado, según se acordó en la reunión mantenida está mañana entre el director de está institución, Daniel López Fernández, la concejal de Derechos Sociales, Conchita Ruiz, y la de Seguridad y Policía Local, Lola Sánchez.

El personal de Jesús Abandonado recorrerá las calles de Murcia para ofrecer a los sin techo la posibilidad de alojarse en las instalaciones de la carretera de Santa Catalina. En caso de que rechacen esta ayuda, que suele ser lo más habitual por la experiencia, les ofrecerán un 'kit' que contiene gorros, bufandas, guantes y sacos de dormir.

En la madrugada que se prevé más fría, de viernes a sábado, el dispositivo especial estará a cargo de un equipo del Semas, que les ofrecerá mantas, bebidas calientes y comida. La concejal de Derechos Sociales, Conchita Ruiz, indica que «además, se les informará de que no tienen por qué pasar la noche en la calle y se les ofrecerá la posibilidad de ser trasladados a pensiones pagadas por el Ayuntamiento o a Jesús Abandonado».

La Policía Local de Murcia también se une a este dispositivo y las patrullas llevará mantas y trasladará en coche a quienes deseen alojarse en Jesús Abandonado o en pensiones.

El perfil de las personas sin hogar (hay contabilizadas 45 que pasan la noche a la intemperie) es, en su mayoría, hombres de nacionalidad española. El último dispositivo especial se desplegó el 18 de enero de 2017, día en que nevó en Murcia. Para aquella fecha se habilitó el pabellón Cagigal para albergar a los sin techo, pero en esta ocasión los técnicos de Servicios Sociales han considerado que no será necesario.

Más

 

Fotos

Vídeos