Una glorieta reducirá los atascos para acceder a la Universidad desde la A-30

Una glorieta reducirá los atascos para acceder a la Universidad desde la A-30

La entrada al campus de Espinardo y al polígono industrial El Tiro mejorará con la reordenación de tráfico que implicará la nueva rotonda

Alberto Gómez
ALBERTO GÓMEZ

El Ministerio de Fomento ha dado luz verde a la construcción de una glorieta de conexión en la salida para la Universidad de Murcia (UMU) que existe en la autovía A-30. La rotonda se ubicará entre el almacén de la librería Diego Marín, la oficina de Seur que está próxima y el centro comercial Myrtea. Serán 8.000 los vehículos que dejarán de entrar al campus de Espinardo para realizar giros.

El Gobierno central firmó a comienzos de la semana pasada la autorización pertinente que faculta al Ayuntamiento de la capital regional para realizar las obras necesarias. Por tanto, corresponderá al Consistorio murciano la gestión de los trabajos para que sea una realidad la glorieta proyectada, que permitirá que se alivie el tráfico en el acceso a la UMU, una institución que, según su registro oficial, en el presente curso cuenta con 26.486 alumnos matriculados en sus centros de gestión propia, sin contar a los estudiantes que siguen su formación en los centros que están adscritos a la institución docente.

El Ayuntamiento solicitó en mayo el permiso para la ejecución de este proyecto, que ha sido elaborado de forma conjunta por técnicos municipales y de la Universidad. Según el documento, el plazo de ejecución previsto es de seis meses y la obra tendrá un presupuesto de 500.000 euros. La actuación se llevará a cabo en la conexión del ramal de la salida 136 de la autovía A-30 con la carretera de Madrid y con la avenida Severo Ochoa. Permitirá que se reduzcan los atascos para acceder al Campus de Espinardo y al polígono industrial El Tiro.

El Ministerio de Fomento firma la autorización que faculta al Ayuntamiento para que ejecute los trabajos

La rotonda que se va a ejecutar supondrá, según el proyecto desarrollado , una importante mejora en la permeabilidad del tráfico existente en la zona. Presentará una especial incidencia en el margen derecho porque posibilitará que se puedan realizar giros a la izquierda.

De esta manera, uno de los problemas que solucionará la actuación son las retenciones que se producen en la autovía a la altura de la salida hacia la Universidad de Murcia. De igual manera, disminuirán las retenciones que tienen lugar dentro del propio campus para salir hacia la autovía.

El hecho de que los estudiantes puedan acceder de una forma más directa al campus desde la autovía A-30 dirección Murcia también influirá de forma decisiva en reducir el paso de tráfico rodado en el vial de conexión de la antigua carretera de Madrid, una zona por la que pasan a diario miles de conductores que trabajan en las distintas empresas que se encuentran en el polígono industrial de Molina de Segura.

El plazo de construcción previsto es de 6 meses y el presupuesto será de medio millón de euros

La actuación también posibilitará que se habilite un acceso directo en dirección Este hacia la carretera de Madrid desde el ramal de salida de la A-30. También se podrá girar a la izquierda desde la avenida Severo Ochoa, que está en el barrio de Espinardo, en dirección tanto a la propia autovía como al campus de la UMU. Otro cambio que se introducirá será que se podrá girar a la izquierda desde la carretera de Madrid hacia la avenida Severo Ochoa que, a su vez, se convertirá en una vía de doble sentido. Lo mismo sucederá con el acceso directo al polígono El Tiro y al centro comercial Myrtea desde Severo Ochoa.

Dos carriles

El proyecto recoge la construcción de una glorieta con un diámetro en el exterior de 44 metros. Otra novedad fundamental será la ampliación del ramal de la salida 136 de la A-30 a dos carriles. Esto supondrá de forma directa una disminución en los atascos, porque la vía podrá aumentar su capacidad cuando esté implantado el segundo carril que viene recogido en el proyecto. El Ayuntamiento deberá aprobar las preceptivas licencias que permitan la adjudicación de los trabajos. La actuación se desarrollará en uno de los puntos de la circunvalación de Murcia que presenta una mayor densidad de tráfico en la actualidad. La nueva glorieta, propuesta por el Consistorio y que ha recibido el visto bueno de Fomento, hará que el ramal se libere del paso de miles de vehículos todos los días. Las ventajas de la glorieta se dejarán notar sobre todo a las horas punta.