Concierto acústico y ruta de tapas para dar visibilidad al síndrome de Dravet

Sean Frutos./M. Bueso
Sean Frutos. / M. Bueso

En 24 horas se agotan las 100 entradas para escuchar hoy a Second, Nunatak, Varry Brava y Viva Suecia en un festival itinerante

M. J. M.MURCIA

Acontecimientos solidarios hay muchos, pero el que hoy se celebra para ayudar a familiares y enfermos con síndrome de Dravet es diferente. Tendrá dos partes. Un festival itinerante con conciertos acústicos y una ruta gastronómica. Los microconciertos, de media hora de duración y con un cuarto de hora entre cada actuación, correrán a cargo de Second, que actuará en La Yesería (12 horas); Nunatak, en el Café Ítaca (12.45 horas); Varry Brava, en la Sala Revólver (13.30 horas) y Viva Suecia, en La Oveja Negra (14.15 horas). También habrá una ruta con cuatro pinchos de degustación y tapa, después de los conciertos, en El Garrampón, Quijano 25, La Sidrería Escondida y La Oveja Negra.

El promotor e ideólogo de este singular festival ha sido Sean Frutos, el cantante del grupo murciano Second. Se puso en contacto con las bandas y lo ha gestionado todo: «Quería hacer algo bonito y sincero y en Murcia hay grupos muy buenos y que, además, son muy majos».

Las entradas, que se publicitaron por internet, se agotaron en 24 horas. Por el aforo limitado de los locales, solo se pusieron a disposición del público 100 entradas, con acceso a los cuatro microconciertos y a la ruta gastronómica. El precio del donativo era de 30 euros, por lo que ya se han conseguido 3.000 euros para ayudar a la Fundación Síndrome de Dravet. «Casi todos son amigos que han querido participar en este evento para ser solidarios y también para pasárselo bien». Ante la respuesta tan exitosa no sería de extrañar que repitieran la iniciativa, aunque Sean Frutos comentaba ayer que «no lo había pensado».

Las actuaciones, de 30 minutos, serán en La Yesería, Ítaca, Revólver y La Oveja Negra

El síndrome de Dravet, también conocido como Epilepsia Mioclónica Severa de la Infancia (SMEI), aparece entre los 4 y los 12 meses de vida. Se caracteriza por convulsiones clónicas o tónico-clónicas generalizadas o unilaterales de duración prolongada tanto con fiebre como, en otras ocasiones, con ausencia de fiebre. En edades más avanzadas es frecuente la aparición de otro tipo de crisis, como mioclonías, ausencias atípicas y parciales complejas, el retraso cognitivo se hace más evidente, así como la aparición de otros signos neurológicos (ataxia) y alteraciones graves de la conducta.

Como enfermedad rara que es, en España no hay muchos casos. En realidad, hay diagnosticados unos 200. Javier García es el delegado de la Fundación Síndrome de Dravet en Murcia y Andalucía. Él estará hoy junto a los componentes de los cuatro grupos murcianos y los amigos que han dado una respuesta inmediata a la iniciativa de Sean Frutos.