Ciudadanos potenciará el comercio tradicional con un plan de actuación

La iniciativa recogerá una batería de medidas que se implantarán tanto en el centro como en los barrios periféricos y en todas las pedanías

ALBERTO GÓMEZMURCIA.

Los concejales de Ciudadanos quieren imprimir su marchamo al equipo de gobierno local en las cuatro concejalías que ocuparán sus ediles. Uno de los proyectos que en la formación naranja tienen la intención de comenzar a diseñar sin dilación está íntimamente ligado con la cartera de Comercio, Mercados y Vía Pública.

Se trata de la puesta en marcha de un plan estratégico que tenga al comercio tradicional y de proximidad en el centro de todas sus actuaciones. La idea que manejan en Ciudadanos es la de que las actuaciones que se recojan en el texto no se circunscriban únicamente al centro de la capital regional, sino que hagan partícipes también tanto a los barrios periféricos de la ciudad como a todas las pedanías.

El planteamiento de partida también recoge la intención de realizar revisiones de su punto de partida y que las medidas a implantar se potencien, modernicen y promocionen entre el pequeño y mediano comercio murciano. Los objetivos que pretenden colmar con este plan desde Ciudadanos son procurar que los negocios minoristas no se vean abocados al cierre por la falta de oportunidades y consumo local.

La formación apuesta por aplicar bonificaciones que sirvan para premiar a los locales que más reciclen

Con la batería de medidas que recogerá el documento, la intención es que se alcancen tres objetivos secundarios derivados del principal de impulsar al comercio de cercanía. Se trata de fomentar la actividad turística, promover la creación de puestos de trabajo y propiciar un caldo de cultivo que favorezca la aparición de nuevas actividades económicas.

El portavoz de Ciudadanos en el Ayuntamiento murciano, Mario Gómez, y el concejal y exalcalde pedáneo de Santiago y Zaraíche, Pedro García Rex, avanzaron las principales líneas del plan a la Federación de Comerciantes de la ciudad, cuyo presidente, Santiago Vera, abrazó los planteamientos del partido naranja en búsqueda de que el comercio tradicional reciba un impulso.

Campañas en la calle

Una de las medidas que pretenderá ejecutar en Ciudadanos será el diseño y puesta en marcha de campañas que sirvan para generar conciencia entre la población de la importancia que tiene hacer las compras en el pequeño comercio.

De esta manera, pretenden mantener los trabajos que dependen de estos establecimientos y crear el entorno necesario para la creación de nuevos. Otro planteamiento apunta a que el reciclaje tenga premio para aquellos establecimientos que más apuesten por esta práctica. En Ciudadanos defienden que se debe inculcar una recogida selectiva punto a punto y fijar una serie de bonificaciones para los empresarios que más productos reutilicen a través del plan. Al margen de la Federación de Comerciantes, está contemplada la constitución de una mesa de trabajo en la que estaránn representados todos los implicados, que ofrecerán su visión para diseñar una política de descuentos tanto en aparcamientos como en el transporte público para los usuarios que justifiquen debidamente que han realizado compras en los comercios tradicionales de la ciudad.

Aunque las competencias en materia de movilidad urbana, al contrario de lo que sucede con las de comercio, no dependerán de los concejales de Ciudadanos, sino que lo harán de los ediles del PP, en el partido naranja defenderán que se acometa una reestructuración integral de todas las líneas y frecuencias del servicio de transporte público.

El equipo que encabeza Mario Gómez defiende que se deben eliminar los transbordos y unificar las tarifas. También apuestan por la puesta en marcha de una red de aparcamientos que esté vigilada y conectada a sistemas públicos de alquiler de bicicletas y vehículos eléctricos.