Un joven, detenido por agredir a otro con un arma blanca en una discoteca de Cieza

El joven, detenido por la Guardia Civil. / Guardia Civil

También fueron arrestados la madre y el hermano del agresor, que le causó a la víctima heridas graves en el muslo, cortes en el cráneo y policontusiones

LA VERDADMurcia

Un joven de 19 años y vecino de Cieza fue detenido como presunto autor de una agresión con arma blanca en una discoteca de la localidad. El arresto es el resultado de la operación 'Ginobili', desarrollada por la Guardia Civil de la Región de Murcia. Una vez puesto a disposición judicial, ingresó en prisión. Dos familiares del arrestado, su madre y su hermano, también fueron detenidos como presuntos autores de los delitos de amenazas y coacciones, con la supuesta intención de evitar la denuncia.

Agentes especializados en prevención de seguridad ciudadana iniciaron la operación después de conocer que, en una conocida zona de ocio del municipio de Cieza, se había producido una agresión con un arma blanca. Como consecuencia, un joven resultó con heridas graves en el muslo, cortes en el cráneo y policontusiones. Los hechos tuvieron lugar cuando ambos, víctima y agresor, se encontraban en una discoteca. Según relató el joven agredido, fue golpeado por la espalda con un vaso de cristal y cayó tendido al suelo. A continuación, volvieron a golpearle en varias ocasiones y le hirieron con un arma blanca en la parte posterior del muslo.

Los propios acompañantes del joven lo trasladaron de forma urgente hasta el hospital de Cieza, donde fue atendido por diversas contusiones, cortes en el cuero cabelludo y región fronto-parietal del cráneo. También presentaba heridas inciso-contusas en la pierna, de 7 y 4 centímetros, que requirieron varios puntos de sutura.

Un violento historial delictivo

Los agentes encargados de la investigación practicaron las primeras pesquisas en el lugar para recabar la información y los vestigios necesarios con los que esclarecer los hechos. Los indicios y declaraciones obtenidos permitieron averiguar que el supuesto agresor era un joven, vecino del municipio, con un violento historial delictivo. Ya fue detenido en diciembre del año pasado, después de ser identificado como el presunto autor de dos agresiones en una zona de ocio de Cieza. Una de las víctimas sufrió un traumatismo craneoencefálico grave.

La Guardia Civil acabó deteniendo al joven, al que se le atribuye la presunta autoría de delito de lesiones graves. Simultáneamente, la Benemérita, también localizó y arrestó a dos familiares del agresor, su madre y un hermano, como presuntos autores de los delitos de amenazas y coacciones cometidas contra la víctima con la supuesta intención de evitar la denuncia. Los arrestados y las diligencias instruidas fueron puestos a disposición del Juzgado de Instrucción número de 2 de Cieza.

Temas

Cieza