Los ladrones se llevan 6 ordenadores y 80 tabletas del colegio de La Palma

Puerta Pricipal de la guardería de La Milagrosa. / j. m. Rodríguez / agm
Puerta Pricipal de la guardería de La Milagrosa. / j. m. Rodríguez / agm

El centro sufre su segundo robo en un mes la misma semana que se llevan los aires acondicionados de la guardería municipal de La Milagrosa

Antonio López
ANTONIO LÓPEZ

Algunos aprovechan las vacaciones para tomarse un merecido descanso, pero para los ladrones es el momento idóneo para hacerse con un buen botín en los colegios e institutos del municipio. Es lo que ha ocurrido en la guardería municipal de La Milagrosa y en la escuela Santa Florentina de La Palma, donde asaltantes aprovecharon los días grandes de la Semana Santa para entrar a robar. En el primero se llevaron tres aires acondicionados y en el segundo se centraron en las aulas de Primero, Segundo y Tercero de Primaria, un edificio separado del resto. En este centro, también consiguieron acceder a las tres aulas prefabricadas que hay instaladas en el patio. Se trata de la segunda vez que acceden en el último mes a la escuela palmesana. Entonces lo hicieron a los vestuarios, que «destrozaron por completo», denunció la vicepresidenta de la Asociación de Padres de Alumnos (APA), María del Carmen Soto.

En el asalto de la pasada semana de pasión al colegio Santa Florentina de La Palma, los ladrones franquearon la valla perimetral, que da a un huerto vacío. Desde ahí, accedieron a la puerta del módulo de Primaria y rompiendo la puerta entraron sin que nadie se percatara de ello, porque la alarma no sonó.

Tras revolver todas las clases en busca de algo valioso se llevaron 80 tabletas, al menos, media docena de ordenadores y diferente material escolar. «Lo peor de todo fue el destrozo que realizaron en las aulas», indicó Soto. Esta situación impidió que el pasado lunes, con la vuelta de los alumnos al centro, los niños de los tres primeros cursos de Primaria pudieran dar clase. Además, en las prefabricadas dio la casualidad que entró agua de la lluvia y los barracones estaban inutilizados.

Los vecinos no entienden por qué no sonó la alarma. Creen que podría tener alguna relación con que días antes del asalto en el pueblo robaran buena parte de la red de fibra óptica. «Es posible que haya sido todo premeditado. El martes, estaba parte del pueblo sin cobertura y nos dicen que la alarma estaba conectada a la fibra», explicó la vicepresidenta del APA.

En el atraco de hace un mes a este mismo centro, los 'cacos' entraron de la misma forma y destrozaron los vestuarios. Se llevaron todos los sanitarios y los pocos objetos de valor que encontraron. Es por ello, por lo que los padres exigen la instalación de un sistema de videovigilancia, para disuadir a los ladrones.

Desde anteayer, la actividad escolar se retomó con «total normalidad», explicaron fuentes de la Comunidad Autónoma. «El lunes, la Consejería dio la autorización para que mientras se desarrollaban las tareas de investigación realizadas por la Policía, que los alumnos no asistieran a clase», añadieron las mismas fuentes.

Guardería de La Milagrosa

En la Escuela Infantil Municipal de La Milagrosa, ubicada en la calle Sor Francisca Armendáriz los asaltantes también aprovecharon la semana de procesiones para llevarse tres aparatos de aire acondicionado del centro. Estos se encontraban en la azotea. A ella accedieron por unas escaleras laterales y saltaron una pequeña valla. Los desmontaron y se los llevaron.

El jueves de las fiestas y el lunes de Carnaval no habrá clase

El Consejo Escolar Municipal aprobó anteanoche mantener como días no lectivos el jueves de Carthagineses y Romanos, 26 de septiembre, y el lunes de Carnaval, 24 de febrero de 2020. A ellos se unen el 13 de abril, Lunes de Pascua; el lunes 23 de diciembre (para adelantar el inicio de la vacaciones de navidad al viernes 21 de diciembre); el 20 de marzo (puente de San José) y el 8 de junio (puente del Día de la Región). Se trata de los seis días que corresponde al Consejo Escolar determinar como días sin clase, aunque aún tienen que ser ratificados por la Consejería de Educación.