El grupo Hesperia entra en La Manga Club para crear un resort turístico líder en Europa

Uno de los campos de golf del complejo de La Manga Club, en una imagen de archivo. / lv
Uno de los campos de golf del complejo de La Manga Club, en una imagen de archivo. / lv

Arum Group mantiene el negocio inmobiliario y transfiere el hotel de lujo, los restaurantes, el balneario y el complejo deportivo

Eduardo Ribelles
EDUARDO RIBELLES

El Grupo Inversor Hesperia (GIHSA) anunció ayer su entrada en La Manga Club con la adquisición del 80% de la propiedad, para «convertir el complejo turístico en el mejor resort vacacional del sur de Europa». Arum Group, que desde 2006 gestionaba en solitario la totalidad del negocio, le transfiere el Hotel Príncipe Felipe, de cinco estrellas, el balneario, el complejo deportivo (golf, tenis y fútbol) así como los bares y los restaurantes que hay diseminados por todo el recinto, en Atamaría. Arum solo retiene la gestión y explotación del negocio inmobiliario (un 20% del total), aunque la posición de dominio en las decisiones también será del nuevo operador, indicaron fuentes de la vendedora.

«El grupo Hesperia no hace una inversión millonaria como esta si no va acompañada de una apuesta importante para hacer mejoras. En breve se verán los efectos de un plan de actualización y renovación», indicó un portavoz del comprador. Con ello, lanzó un mensaje de tranquilidad a la plantilla que trabaja en sus instalaciones, que en los últimos años había sufrido los efectos de todo tipo de recortes. Sobre todo, desde la salida de la cadena Hyatt de la gestión del primer hotel de cinco estrellas que hubo en la Región.

Para tenerlo claro

Reparto de papeles
Hesperia se queda el 80% de la propiedad y todo el negocio turístico. Arum gestionará el área inmobiliaria.
Proyectos de futuro
El grupo inversor no descarta buscar un operador para el hotel de 5 estrellas e invertirá en mejorar el complejo.
Sosiego para los empleados.
El nuevo operador mandó un mensaje de tranquilidad a la plantilla. «Venimos para crecer».

El grupo Hesperia desveló que entre sus planes «no está descartado contactar con alguna cadena internacional» para que se haga cargo de la gestión del hotel, auténtico buque insignia del complejo turístico. El portavoz consultado puso como ejemplo el acuerdo al que recientemente llegó con Apple Leisure Group para que se haga cargo del día a día en establecimientos de su propiedad en Baleares y Canarias. Algo parecido ha sucedido con los que tiene en Madrid y Barcelona, asumidos por la cadena Hyatt.

La Manga Club ocupa 560 hectáreas frente al Mar Menor, a partir de las primeras estribaciones de la sierra de Atamaría y hasta la linde con el Parque Natural de Calblanque. Fue inaugurado como complejo turístico en 1972. Desde entonces, ha pasado por distintas fases, incluida la de esplendor como destino de turistas británicos cuando la gestión dependía de la empresa especializada en transporte marítimo P&O. Con ella alcanzó merecida fama el Hotel Príncipe Felipe, por su lujo, y entraron en funcionamiento 200 apartamentos de cuatro estrellas (Las Lomas Village).

Poco a poco, fueron incorporados distintos equipamientos deportivos. Hay tres campos de golf, fruto del diseño de jugadores de élite como Robert Dean Putnam, Arnold Palmer y Dave Thomas. Además, existen instalaciones auxiliares cuya construcción contó con el asesoramiento de Severiano Ballesteros. También un complejo con 28 pistas de tenis, que es uno de los más completos al aire libre en toda Europa. En su seno está la academia del tenista profesional Nicolás Almagro, ganador de 13 títulos de la ATP.

Completa la oferta deportiva el Centro de Fútbol La Manga Club, con 8 campos tamaño FIFA y una academia. Cada año, equipos de élite de la liga inglesa y de competiciones de países como Rusia, Suecia, Dinamarca y Alemania, entre otros, realizan parte de su preparación allí. Además, las instalaciones deportivas permiten la práctica de otras disciplinas como ciclismo, críquet, rugby y triatlón.

«Todo esto está amenizado por una variada oferta gastronómica de calidad, con 15 bares y restaurantes que complementan la experiencia de ocio de La Manga Club», añadieron fuentes del complejo residencial y turístico.

Además, los residentes y los visitantes pueden disfrutar de un balneario que en los últimos quince años ha consolidado sus servicios, con masajes, terapias, circuito spa y otras prestaciones adicionales y que también pasará a manos de Hesperia.

En el año 2005, la empresa Arum Group, con sede en Barcelona, entró en La Manga Club en sustitución de P&O, en una operación que contó con la participación del gurú económico, multimillonario y filántropo George Soros. En los últimos 15 años, esta gestión se ha mantenido.

Un proyecto en expansión

Ahora, La Manga Club se suma a la cartera de activos en propiedad y gestión de Hesperia, formada por más de 5.000 habitaciones en propiedad, explotación y gestión, 29 hoteles, 6 resorts vacacionales ubicados en Baleares, Península y Canarias, y 23 hoteles urbanos situados en las principales ciudades de la península. Con esta operación estratégica, GIHSA refuerza su actividad de negocio en el segmento de resorts de lujo en la Península, y da un paso significativo en su plan de expansión tras la puesta en marcha a finales del año pasado de un nuevo plan de negocio independiente.

«La operación refuerza el desarrollo de toda la zona»

El acuerdo que une a Hesperia con Arum Group en La Manga Club fue bendecido ayer por los máximos responsables de ambas empresas. «Hesperia es el socio más adecuado para continuar con este proyecto de expansión, ya que la operación refuerza no solamente a La Manga Club, sino el impulso de toda la zona, con un enorme potencial de desarrollo turístico residencial», explicó el consejero delegado de Arum Group, Jesús Abellán. Esto garantiza una perfecta simbiosis entre los dos operadores. Su homólogo en el grupo Hesperia, Jordi Ferrer, subrayó que «esta operación se alinea a la a perfección con nuestra estrategia de apostar por crecer en el mercado hotelero, con activos de calidad que nos permiten seguir avanzando como un referente del sector hotelero español», explicó. Además, este alto directivo insistió en que trabajará para hacer de La Manga Club el complejo turístico más importante del sur de Europa.