Empieza la obra para recuperar el edificio comercial del Muelle

Turistas caminan por la carretera, al otro lado de la valla que protegerá la zona en obras del edificio portuario. agm/ PABLO SÁNCHEZ /
Turistas caminan por la carretera, al otro lado de la valla que protegerá la zona en obras del edificio portuario. agm / PABLO SÁNCHEZ /

La Autoridad Portuaria invierte 1,1 millones para cambiar en cinco meses el aspecto del inmueble y facilitar la instalación de bares y restaurantes

Gregorio Mármol
GREGORIO MÁRMOLCartagena

El edificio comercial del Muelle de Alfonso XII, donde quedan tres bares en funcionamiento, transformará su original imagen, inspirada en el modernismo local, por una más actual cuando dentro de cinco meses acaben las obras de remodelación iniciadas ayer. La Autoridad Portuaria invierte 1.133.206 euros en un proyecto que acomete la unión temporal de empresas (UTE) formada por Organización Empresarial del Levante SL y Pegiro SL.

El consejo de administración del organismo portuario aprobó estas obras el pasado octubre y las empieza ahora, aprovechando el final de las concesiones de los negocios que quedan abiertos. El entonces presidente de la Autoridad Portuaria, Antonio Sevilla, las justificó por la necesidad de adaptar un edificio con veinte años de antigüedad a la normativa de accesibilidad e instalaciones de servicios, así como por el interés en revalorizarlo para el ocio y el turismo, dentro del proyecto de integración puerto-ciudad. Los técnicos portuarios habían comprobado que por las tardes el edificio comercial apenas tenía actividad, salvo en las terrazas.

Las obras cambiarán el aspecto exterior del edificio y los espacios comunes interiores, manteniendo la estructura. El proyecto contempla el cambio de los acabados de la fachada por otros materiales más funcionales y modernos, así como la sustitución de las balaustradas de la terraza superior por pasamanos de vidrio. También está previsto mejorar los accesos con nuevas comunicaciones entre el aparcamiento, la carretera y el inmueble.

«El edificio tendrá una imagen más transparente, que otorgará protagonismo al mar y a otros elementos del entorno, como la Muralla de Carlos III», dijo el nuevo presidente del Puerto, Joaquín Segado.

Las obras incluyen también el arreglo de la azotea para que sirva de mirador y de terraza al local que hay allí, pensado originalmente para un restaurante con vistas al mar y que nunca llegó a funcionar.

La Autoridad Portuaria está redactando los pliegos de condiciones para convocar, durante las obras, un concurso público para el otorgamiento de los locales como concesiones administrativas. El objetivo es abrir nuevos bares en 2019 y que estos sean un verdadero atractivo para el ocio y el turismo.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos