La Comunidad arreglará un colector para evitar vertidos en Los Urrutias

Un coche afectado por las lluvias en Los Urrutias. / p. sánchez
Un coche afectado por las lluvias en Los Urrutias. / p. sánchez

La reparación de 1,5 kilómetros de tubería evitará filtraciones que se mezclan con el agua de lluvia y del subsuelo y llegan al Mar menor

C. R.CARTAGENA

La Comunidad comienza a transformar en obras concretas sus promesas de actuar para evitar la contaminación del Mar Menor desde el litoral cartagenero. El Gobierno regional anunció ayer la adjudicación de la rehabilitación de 1,5 kilómetros de colectores de saneamiento en Los Urrutias, con dos meses para terminarla.

Con estos trabajos, la Consejería de Agua Agricultura y Medio Ambiente pretende impedir vertidos de aguas residuales urbanas por las fisuras existentes en la red de evacuación. En la actualidad, las filtraciones acaban en el Mar Menor, bien directamente o bien al mezclarse con las aguas subterráneas, dado que la capa freática está muy alta. Además, por esa misma razón, hay las infiltraciones de agua marina a los colectores que llegan a las depuradoras.

Las obras afectan a un tramo de 1.054 metros, que discurre a lo largo de la calle Antonio Reverte, y de otro de 429, que se encuentra en el subsuelo de la calle Lagunas de Ruidera. La tarea que hay por hacer en la ribera sur de la laguna salada no se queda ahí. Los técnicos de la Dirección General del Agua están evaluando el alcantarillado de los pueblos afectados por las riadas, para su rehabilitación.

Depósito insuficiente

Las temporal DANA demostró claramente que la red de saneamiento no está preparada para evitar que una lluvia de esa magnitud arrastre consigo las aguas residuales hacia el Mar Menor. En Los Urrutias hay un depósito o tanque de tormentas junto a la plaza de la Iglesia, que no fue suficiente para evitar que el sistema de desbordara.