Ana Belén Castejón recurrirá su expulsión del PSOE y confía en que Ferraz la anule

Castejón, junto a otros ediles expulsados, durante la rueda de prensa. / Pablo Sánchez / AGM

Anuncia que los seis ediles apartados lucharán «con uñas y dientes», acusa a Conesa de «incumplir su palabra» de no echarles y dice que su pacto con PP y Cs sigue adelante

José Alberto González
JOSÉ ALBERTO GONZÁLEZ

«Somos socialistas y vamos recurrir y a luchar con uñas y dientes, vamos a seguir luchando hasta el final» por seguir en el PSOE y poder defender un pacto «responsable», que garantiza la «estabilidad» en el Ayuntamiento y los intereses de los ciudadanos. Esta es la advertencia que la alcaldesa de Cartagena, Ana Belén Castejón, lanzó públicamente este miércoles respecto a la decisión de la Comisión Ejecutiva Federal de su partido de expulsarla de esta formación política a ella y a los otros cinco concejales socialistas, por haber pactado en junio la formación del Gobierno local con PP y Cs sin la autorización del partido.

En una rueda de prensa conjunta, celebrada en un hotel de la ciudad, los ediles anunciaron la presentación de un recurso ante el Comité de Ética y Garantías. Y Castejón mostró su confianza en que la dirección nacional les dará la razón, porque a su juicio su único «error» fue no haber consultado a la Ejecutiva regional y a las bases, y ya pagó por ello dimitiendo como secretaria general del PSOE de Cartagena y como miembro de la Ejecutiva regional. En todo caso, para la alcaldesa, aunque Ferraz mantuviera su postura actual, no estaría todo dicho a nivel orgánico. «No entendería que, en cuatro años, el PSOE no reaccionara y rectificase esta decisió injusta», declaró Castejón. Y, de cara a este periodo, dejó claro que no entregará el acta de edil -pasará con el resto al grupo no adscrito- y que seguirá en el equipo de gobierno, lo que implica seguir como alcaldesa hasta junio de 2021 y, después, pasar a vicealcaldesa y ser relevada por Noelia Arroyo, del PP, los dos últimos años de legislatura.

Como argumento antes su compañeros, y de cara a la opinión pública, Castejón no dudó en acusar al secretario general del Partido Socialista de la Región de Murcia (PSRM) de haberse saltado un pacto por el que ella, Juan Pedro Torralba y David Martínez abandonarían sus cargos orgánicos y todo quedaría en una «sanción». «Él no ha cumpido su palabra», afirmó. Y dijo que el 17 y 18 de junio, unos días después del Pleno de investidura, que dejó sin el poder a MC pese a haber sido la lista más votada en los comicios, Conesa «nos garantizó que si cumplíamos con sus exigencias, el expediente quedaría en una sanción y, en ningún caso, en una expulsión». Acerca de la posible influencia de haber apoyado a nivel regional a María González Veracruz y no a Diego Conesa, y a nivel nacional a Susana Díaz y no a Pedro Sánchez, Castejón dijo que siempre ha sido leal al ganador de las elecciones internas y que, por tanto, quiere pensar que no ha habido revanchas ahora en forma de expulsión. Los líderes, dijo «tienen que estar a la altura» y respetar los cauces internos.

Acuerdos en toda España

En un mensaje de cara a sus compañeros, pidió que los militantes que «están amenazando, ahora más que nunca», con abandonar el partido, se mantenga en él, porque es cuando más les «necesita». En todo caso, añadió, «ser socialista es más que tener un carné».

En su caso, apuntó, sigue la máxima de que el partido tiene que actuar «en cada territorio» según los intereses de los ciudadanos, y se preguntó por qué no vale para Cartagena lo que sí es admitido en otras partes de España. Como ejemplos de alianzas con otras formaciones («que no voy a cuestionar», dijo), citó la Diputación de Barcelona y el acuerdo del PSC con la PDeCAT de «Puigdemont», la unión en Navarra «con un batiburrillo de partidos y con la necesaria abstención de Bildu», el acuerdo en el Ayuntamiento de Arrecife y la abstención de 24 diputados para hacer presidente del Gobierno a Mariano Rajoy, «que es el presidente del PP», partido con el que ella se ha entendido en Cartagena. Castejón dijo apoyar, además, la petición de Pedro Sánchez al PP y a Cs para que se abstengan y permitan su reeleción como presidente del Gobierno de España.

Aunque la expulsión «duele», y es «muy, muy dura», e incluso «traumática, dolorosa y triste, en palabras de Castejón, la edil aseguró que ella y su equipo están con más «ilusión y fuerza» si cabe. Además, quiso enviar un mensaje de «tranquilidad» respecto al plano institucional, porque «el pacto de gobierno es firme y para los cuatro años de legislatura». En cuanto al apoyo del Gobierno de España, que el PSOE ejerce en funciones, también mostró su confianza en que «va a seguir trabajando por Cartagena» en los proyectos pactados. Aludió así a la llegada del AVE, la construcción de la Ciudad de la Justicia y la rehabilitación del Anfiteatro Romano.

Más