Autorizada la cesión de suelo para que el paseo de Los Urrutias esté en 2020

Autorizada la cesión de suelo para que el paseo de Los Urrutias esté en 2020

El Ministerio prepara la licitación de las obras con un presupuesto de casi 1,4 millones de euros y nueve meses como plazo máximo de ejecución

C. R. CARTAGENA

El paseo marítimo Miguel Hernández de Los Urrutias, cuyo proyecto ha redactado el Ministerio de Medio Ambiente y Transición Ecológica, estará disponible en los primeros meses de 2020. El Ayuntamiento de Cartagena ya ha aprobado oficialmente la cesión del suelo necesario para su ejecución y también ha asumido el compromiso municipal para mantenerlo cuando esté acabado.

La primera fase del paseo, con una longitud de más de 700 metros, discurrirá por el tramo comprendido entre la plaza de las Américas y la intersección con la calle Ponce de León. El proyecto prevé un vial peatonal pavimentado con adoquines, que estará equipado con farolas, bancos, papeleras y plantas. Incluye un muro de unos 600 metros de longitud. Además, será construida una nueva red de recogida de aguas pluviales y será acondicionada la red de saneamiento. También habrá nuevos accesos a la playa.

El Ministerio sacará a licitación la obra por importe de 1.382.000 euros y un plazo de ejecución de nueve meses. No está previsto que las obras puedan estar totalmente acabadas este mismo año, como era intención de las administraciones central y local. Pero estará disponible para el verano de 2020, si todo transcurre con normalidad.

Previamente a esta mejora, Los Urrutias espera que comience este mes la construcción de cinco balnearios, como se comprometió la Comunidad. Estaba previsto que el montaje de estas instalaciones de madera para facilitar el baño en aguas más profundas empezara a finales de 2018, pero la realización de estudios de sedimentos y arqueológicos, entre otros, retrasaron el plan.

Los balnearios estarán ubicados en Punta Brava, muy cerca de la desembocadura de la rambla del Albujón; otras tres, en Los Urrutias (en la zona conocida como El Pedregal, a la altura de la iglesia y en el Caletón); así como otra en Estrella de Mar, frente al restaurante La Playa. Sus estructuras impedirán el estancamiento de aguas.