Adif desconoce aún si los residuos del Hondón afectan al soterramiento del AVE

Un tren de la línea Cartagena-Madrid atraviesa la zona de El Hondón, bajo el viaducto de la autovía, en 2018. / pablo sánchez / agm
Un tren de la línea Cartagena-Madrid atraviesa la zona de El Hondón, bajo el viaducto de la autovía, en 2018. / pablo sánchez / agm

Afirma que los trabajos para definir el trazado «están en una fase muy preliminar» y que todavía carece de datos sobre la contaminación del suelo

José Alberto González
JOSÉ ALBERTO GONZÁLEZ

El Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (Adif) del Ministerio de Fomento ha admitido que los estudios técnicos para establecer el trazado del AVE en Cartagena «están en una fase muy preliminar» y que, en consecuencia, carece de datos sobre si la contaminación de los terrenos de El Hondón por metales pesados y residuos radiactivos afectará al proyecto de soterramiento de las vías en esa zona.

A preguntas de 'La Verdad', fuentes de Adif explicaron que «los trabajos para definir la solución ferroviaria» están en la fase inicial, «por lo que en estos momentos no hay suficientes datos para hacer apreciaciones al respecto». Y recordaron que «las alternativas de acceso a Cartagena se encuentran en estudio por el Ministerio de Fomento».

Fuentes del Gobierno local aseguraron que «el AVE es un proyecto independiente» al de la descontaminación de El Hondón, «que tiene sus propios estudios ambientales». El Consistorio confía en que los residuos de la parcela donde estaba la fábrica de abonos y fertilizantes Potasas y Derivados (del Grupo Ercros), cuyo proyecto de restauración ambiental debe ser autorizado por el Consejo de Seguridad Nuclear (CSN), no supongan un problema para el plan de la alta velocidad.

Adif es, de hecho, parte interesada en el proyecto de descontaminación de El Hondón, al ser propietaria de la traza ferroviaria existente en este sector. Y, aunque de momento no ha estudiado a fondo el impacto ambiental de la contaminación en la zona por donde discurren las vías -que podría tener que ser ensanchada para la electrificación y para construir el cajón de hormigón por donde irían los trenes-, la entidad estatal espera que no surjan complicaciones técnicas.

Estudios ambientales

Dentro del expediente abierto por la Comunidad Autónoma para declarar contaminado El Hondón, y obligar a sus dueños a restaurarlo, Adif ha alegado «que la finca de su propiedad en la zona nunca perteneció a la fábrica de Ercros ni estuvo afectada por las instalaciones de esta empresa contaminante». «Es más, entre la finca de Adif y los suelos de la citada fábrica mediaba un camino de tránsito general de acceso a la ciudad de Cartagena, por lo que difícilmente los suelos podían resultar contaminados», detallaron en la entidad adscrita a Fomento. Y apuntaron que «no se puede imputar a Adif responsabilidad alguna en el proceso de descontaminación de los suelos de El Hondón, ni siquiera con carácter subsidiario».

En Adif explicaron que el hecho de que la Consejería de Medio Ambiente la haya incluido en su expediente, donde también figuran el Ayuntamiento y Ercros, obedece a que «en el proceso de reparcelación urbanística, Adif aportó unas parcelas en origen y recibió otros terrenos de resultado, ubicados en los suelos contaminados por la fábrica».

«Por tanto, tampoco se puede imputar a Adif responsabilidad alguna en la descontaminación de las parcelas resultantes de la reparcelación parcial, porque las que la generaron no estaban contaminadas inicialmente. Además, así se dispone expresamente en el Proyecto de Reparcelación», añadieron en la entidad.

La DIA caduca en diciembre

Ayuntamiento, Comunidad Autónoma y Gobierno central apostaron, en el Consejo de Administración de la sociedad Cartagena Alta Velocidad, por un itinerario similar al actual, pero enterrando las vías desde el puente de Torreciega a la estación, situada en la Plaza de México. Optaron por aprovechar la Declaración de Impacto Ambiental (DIA) vigente, que caducará el próximo mes de diciembre. Las obras del AVE deben estar iniciadas antes de que acabe este año, motivo por el cual Fomento ya ha iniciado el proceso de expropiación de fincas en la Vereda de San Félix, el futuro Ensanche Norte (CC1) y El Bohío. Son zonas situadas fuera de El Hondón.

El acuerdo entre las tres administraciones es que el AVE circule ya soterrado a partir del año 2023, tras una inversión de 260 a 343 millones de euros. El Estado pagará el 50% y las administraciones regional y local, un 25% cada una de ellas.

Al soterramiento en esta zona, de 800 metros de longitud, le seguiría una segunda fase, que por ahora no tiene fechas ni presupuesto, desde Torreciega hasta las Casas de Clares. Eso supondría un soterramiento total de 3 kilómetros.

La Federación de Asociaciones de Vecinos pidió el viernes a la alcaldesa y a la vicealcaldesa, Ana Belén Castejón y Noelia Arroyo, respectivamente, retomar la opción de meter el AVE por el Este, en paralelo a la carretera de La Unión. También habría que pasar por El Hondón. El Gobierno local sostiene que la alternativa escogida evita perder tiempo en hacer otra DIA y cumple el acuerdo del Pleno de «no dividir barrios y comunicar con la Zona de Actividades Logísticas» (ZAL). La exalcaldesa del PP Pilar Barreiro planteó construir una estación nueva junto al centro comercial Mandarache, en el Ensanche Norte, para evitar el paso por El Hondón. Pero todos los partidos, incluido el suyo, apoyaron luego mantener la terminal actual.