Los arqueólogos descubren el templo de Isis en el Molinete

Noguera muestra un dibujo del templo de la diosa Isis a López y Castejón. /
Noguera muestra un dibujo del templo de la diosa Isis a López y Castejón.

Las últimas excavaciones en el Foro del Barrio Romano confirman la hipótesis de la existencia de un área sacra dedicada a la diosa griega

A. LÓPEZCARTAGENA

Las excavaciones del Barrio del Foro Romano continúan ofreciendo sorpresas a los arqueólogos. Los restos hallados en la última prospección confirman la hipótesis de la existencia de un área sacra dedicada, «con total seguridad», según la directora, María José Madrid, a la diosa griega de la maternidad Isis. Ésta era venerada por los romanos en templos, similares al encontrado en el Molinete, que en un futuro formará parte de este parque arqueológico, uno de los más importantes de España.

La campaña está financiada por la Fundación Repsol con 4,5 millones de euros. Las excavaciones que ahora han llegado a su fin se centran en la ínsula II, donde se invierte casi un millón para acabar lo que se empezó en la primera fase: las termas y casi todo el edificio del Atrio (siglo I).

En esta etapa, los arqueólogos han hallado la segunda manzana del barrio romano, donde se encuentra el templo. Éste está rodeado de un pórtico con una decena de columnas, en cuyo interior se han sacado a la luz, además, la plataforma donde se situaba la diosa y parte de las escalinatas para subir a la capilla que resguardaba a la misma.

Además, han descubierto tres capillas más, dos de la cuales han sido excavadas en su totalidad, y restos de la pierna izquierda de la escultura de la divinidad, así como numerosos elementos arquitectónicos.

El alcalde, José López, y la vicealcaldesa, Ana Belén Castejón, visitaron la zona, para conocer de primera mano los nuevos hallazgos y los que forman parte ya del área visitable. Estuvieron acompañados por el codirector de las excavaciones, José Miguel Noguera.

El objetivo final es conseguir que un visitante pasee por las calles de una ciudad romana y perciba cómo eran sus casas y sus edificios públicos, recordó María José Madrid.