La limpieza de la playa de Los Urrutias se reanuda tras un acuerdo político

Cuatro operarios del Imsel limpian la playa de Los Urrutias con rastrillos. /
Cuatro operarios del Imsel limpian la playa de Los Urrutias con rastrillos.

Las administraciones local, regional y estatal se unen para regenerar la zona con un plan que supervisa un biólogo de la Universidad de Murcia

ANTONIO LÓPEZCartagena

Los vecinos de Los Urrutias, Punta Brava, el Carmolí y Estrella de Mar, el Ayuntamiento, la Demarcación de Costas y la Comunidad Autónoma crearon ayer un frente común para limpiar y regenerar las playas de esa zona costera, que estará liderado por el biólogo y catedrático de Ecología de la Universidad de Murcia (UMU) Ángel Pérez-Ruzafa. Él será el encargado de diseñar un plan a corto y medio plazo, para intentar devolver el explendor a esa zona del Mar Menor y acabar así con las reinteradas quejas de turistas y residentes.

Los primeros trabajos de limpieza comenzaron ayer, tras el acuerdo alcanzado en una reunión celebrada en el local social de Los Urrutias. De las tareas se encargan operarios del Instituto Municipal de los Servicios del Litoral (Imsel) del Ayuntamiento. Usan solo rastrillos, y no máquinas, como aconsejó Pérez-Ruzafa, para evitar un mayor deterioro de la orilla.

De cara al verano se adecenterá desde Punta Brava hasta la urbanización Estrella de Mar, donde se actuará de forma especial. Allí, donde solo hay unos 20 metros de playa aptos para el baño, se retirarán algas y se rellenará la zona con arena, para ampliar el área unos 150 metros. Los trabajos se realizarán a mano y para ello la concejal de Medio Ambiente, Carolina Palazón, se comprometió a ampliar la plantilla del Imsel.

El siguiente paso acordado por las tres administraciones y los vecinos se dará tras el verano. Correrá a cargo Costas, que pertenece al Ministerio de Medio Ambiente, que ha decidido seguir el consejo del biólogo de la Universidad de Murcia, y no dragará la costa, aunque sí eliminará tres de los cuatro espigones. Solo quedará el más cercano a la rambla. Antes tenía previsto ampliarlo varios metros, aunque no lo hará hasta tener las conclusiones de un estudio sobre los beneficios y perjuicios de incrementar su longitud.

El siguiente paso será «actuar sobre la rambla del Albujón, a través de la construcción de filtros verdes para evitar que la contaminación procedente de los campos llegue al Mar Menor», aseguró este experto.

 

Fotos

Vídeos