La Audiencia archiva una denuncia contra unas vecinas por insultos racistas

EFE MURCIA.

La Audiencia Provincial ha desestimado el recurso presentado por una mujer contra la sentencia de un juzgado de Instrucción de Murcia. Esta absolvió a tres vecinas -una madre y dos hijas- a las que había denunciado porque se entrometían en su vida privada, y dos de ellas habían proferido insultos de tipo racista, tales como decirle que era tan mala que había alumbrado un hijo de raza negra.

La sentencia señala que la denuncia fue desestimada por el juzgado porque la persecución de las calumnias e injurias exige la previa presentación de una querella por parte de los ofendidos. Expuso, asimismo, que la persecución del delito contra la intimidad, igualmente recogido en su denuncia, desbordaba los límites del procedimiento previsto para el enjuiciamiento de los delitos leves. En cuanto al delito leve de amenazas, por el que finalmente fueron juzgadas las acusadas, el órgano dictó una sentencia absolutoria por falta de pruebas.

Dijo que estaba probado

En su apelación ante la Audiencia, la denunciante señaló que los hechos estaban acreditados, por lo que reclamó la condena de aquellas. De manera subsidiaria, reclamó que se declarara la nulidad de las actuaciones.

Según la denunciante, los hechos ocurrieron cuando se encontraba en su vivienda, en una pedanía de Murcia. En una ocasión, siempre según ella, fue insultada por una de las dos hijas de su vecina y, una segunda vez, las hijas, además de comenzar a grabarla desde su vivienda, profirieron insultos de tipo «racista» hacia su persona, su exmarido y sus hijos.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos