'Cazan' a una conductora en la avenida Príncipe que cuadruplicaba la tasa de alcohol

Jorge García Badía
JORGE GARCÍA BADÍA

Condujo su turismo rebasando ampliamente tanto la velocidad máxima permitida en la carretera como la tasa máxima de alcohol al volante. Una patrulla de la Policía Local de Alcantarilla tuvo que interceptar a una conductora que circulaba de forma peligrosa por la avenida Príncipe. La infractora, según fuentes policiales, «iba cambiándose de un carril a otro, zigzagueando».

Una patrulla le dio el alto, pero las mismas fuentes precisaron que «no frenó y tuvieron que perseguirla». La avenida está limitada a 50 kilómetros por hora y llegó a circular «por encima de los 70 kilómetros». Cuando los agentes lograron que Encarnación L. M., de 55 años, detuviese su vehículo, de inmediato se percataron de que presentaba signos evidentes de conducir bajo los efectos de bebidas alcohólicas. De hecho, en los dos test que se le practicaron «superó amplísimamente la tasa máxima permitida».

El tope legal es 0,25 miligramos de alcohol por litro de aire espirado y esta mujer arrojó 1,10 y 1,13 miligramos. «Cuadruplicó la tasa». La conductora fue detenida por un supuesto delito contra la seguridad del tráfico.

 

Fotos

Vídeos