2021: una odisea del AVE

Obras del soterramiento del AVE en Murcia. /N. García/ AGM
Obras del soterramiento del AVE en Murcia. / N. García/ AGM

El paso a nivel estará cortado hasta que puedan circular los trenes bajo tierra desde Tiñosa a la estación, y luego habría que contar 15 meses

Manuel Buitrago
MANUEL BUITRAGO

La decisión de los vecinos de Santiago el Mayor de poner un contador para calcular los días que tendrán que usar la pasarela peatonal no es una idea gratuita porque, en estos momentos, hay más dudas que certezas de que se cumplan los plazos que prometen el Ministerio y el delegado del Gobierno, Diego Conesa. Además, habría que poner otro cronómetro para contar el tiempo necesario para que llegue el AVE a la estación soterrada. En ambos casos, lo más probable es que haya retrasos.

Adif y la constructora Aldesa trabajarán a partir de ahora a un ritmo vertiginoso. Tienen encima una presión enorme que crece por días para que Santiago el Mayor pueda estar abierto en ocho meses; y ese estrés se multiplica con la segunda fecha política del Gobierno socialista: la llegada del AVE a Murcia a finales de 2020.

De acuerdo con el proyecto técnico y con las fases que tienen que ejecutar Aldesa, por un lado, y la próxima constructora por el otro, todo a punta a que los ocho meses serán muy difíciles de cumplir, y a que el AVE podría retrasarse hasta bien entrado el año 2021.

¿Cuánto tiempo estará cortado realmente el paso de Santiago el Mayor, que ha sido sustituido por la pasarela peatonal? La respuesta es simple: cuando los trenes convencionales que operan ahora puedan estacionar en dos vías provisionales que se montarán en la zona sur de la estación. Ahí se construirá un andén con el fin de liberar toda la playa de vías y poder soterrar la estación. Para que llegue ese momento, tienen que ocurrir dos cosas: Aldesa debe construir en ese plazo -que acaba de empezar- un tramo de 420 metros desde el paso a nivel -recién cerrado- hasta la estación, que incluye un trozo soterrado y otro en rampa. Pero esto no basta para abrir Santiago el Mayor y eliminar la pasarela, ya que Aldesa tiene que terminar además en ese mismo plazo la ejecución de la primera fase del soterramiento: es decir, los 1.713 metros desde Camino de Tiñosa hasta Santiago el Mayor.

En resumen, en ocho meses tendría que estar niquelado y concluido todo el tramo desde el Reguerón hasta los andenes provisionales de la estación para que circulen los trenes. Solo de esa forma se podrá eliminar el desvío ferroviario y dejar expedita la zona. Aldesa tiene ya vía libre para trabajar a destajo, sin obstáculos. Debe terminar la colocación de las losas y excavar el terreno, que hará en tres o cuatros tajos de forma simultánea. Después hay que montar la plataforma para las vías y los sistemas de señalización y control. Luego se necesitarán las pruebas y el permiso para que circulen los trenes.

Otra fase más compleja

Para la siguiente fase del soterramiento hasta Nonduermas, Adif prevé adjudicar las obras la semana que viene, aunque habrá un tiempo de por medio para iniciar la ejecución material. El tramo crítico es el acceso del AVE a la estación, a 8 metros de profundidad. El Ministerio ha marcado un plazo de 15 meses, pero estas obras no podrán acometerse hasta que Aldesa termine su parte, ya que de lo contrario se interrumpiría el tráfico ferroviario. Es decir, tiene que estar completamente despejada la actual playa de vías, y los trenes desviados al andén provisional.

Quizás una fase y otra se puedan solapar en parte para ganar tiempo, o que adelanten algunos trabajos, pero el grueso de la obra para que el AVE entre en la estación tendrá que esperar probablemente ocho meses o más. Sumando plazos, es probable que la estación no esté preparada para recibir el AVE hasta la primavera del 2021, con suerte.

Adif cortó ayer el tráfico de trenes entre Murcia y el Reguerón para cambiar los enclavamientos (balizas) de las vías. Afectará durante 23 días a miles de viajeros que se mueven por toda la red, a excepción de la línea Murcia-Lorca-Águilas. Renfe activó el plan alternativo de transporte por carretera para los servicios de Cercanías de la línea C-1 entre Alicante y Murcia (con transbordos en Orihuela) y otros trenes. Para los de media distancia entre Murcia y Cartagena, los transbordos se realizarán en Balsicas.

Más