Sánchez anuncia una reunión a tres bandas para fijar un precio para el agua desalada

Imagen de la reunión de la Mesa del Agua./
Imagen de la reunión de la Mesa del Agua.

Sentará a representantes del Ministerio, de la Consejería y a empresarios y regantes. El jefe del Ejecutivo regional comunicó, además, a la Mesa del Agua que el Gobierno central aprobará en breve la ampliación del decreto de sequía hasta octubre de 2016

JORGE GARCÍA BADÍAMurcia

El presidente del Gobierno regional, Pedro Antonio Sánchez, comunicó este martes a la Mesa del Agua que el Gobierno central va a prolongar un año hidrológico el decreto de sequía, en concreto hasta el 30 de septiembre de 2016, tal y como ya le adelantó el jefe del Ejecutivo nacional, Mariano Rajoy.

Sánchez, que asistió a la reunión de la Mesa del Agua, que integran las organizaciones empresariales y de regantes de la Región de Murcia, detalló que la medida será aprobada en breve por el Consejo de Ministros.

Tras el encuentro, el jefe del Ejecutivo regional, Sánchez anunció, además, que se mantendrá una primera reunión de trabajo, en cuestión de "días", entre representantes del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, de la Consejería de Agua, Agricultura y Medio Ambiente y de la Mesa del Agua para pactar un precio social para el agua desalada.

En declaraciones a los medios de comunicación, Sánchez recordó que Rajoy dijo textualmente que haría "lo posible" por ayudar con dinero del Estado a "bajar el precio del agua desalada a los murcianos que sufren sequía".

El presidente del Gobierno murciano mostró su intención de lograr ese precio del agua desalada a través de un acuerdo con los representantes de la Mesa del Agua y una fórmula que "a todos nos satisfaga".

Explicó que el Gobierno regional va a estar "exigente", y aseguró que "nos vamos a dejar de discursos y de enfrentamientos y vamos a gestionar la solución de la mano de los representantes de esta Mesa del Agua, de Croem".

"Vamos a hacer posible lo que parecía imposible hace unos meses, y es que baje el precio del agua desalada, que se prorrogue el Decreto de Sequía, que se ejecuten las obras y exigir un gran Pacto Nacional del Agua", destacó.

Directivas europeas

Por otra parte, Sánchez consideró que las directivas europeas no representan "ningún problema" para subvencionar y rebajar el precio del agua desalada, porque esas directivas también defienden que es posible hacerlo "en situaciones excepcionales y coyunturales".

Así, remarcó que la situación que vivimos "es excepcional" ya que "hay una sequía pertinaz tremenda y reconocida por todos", lo que "justifica que se pueda usar emplear dinero del Estado en abaratar excepcionalmente el precio del agua desalada".

"Esto lo defenderemos donde haga falta, con argumentos objetivos y, por supuesto, legales, aludiendo a esa directiva europea y que justifique que se cumpla la promesa del presidente de Gobierno", remarcó.

Sánchez se mostró "cauto" en cuanto a los fondos destinados al Decreto de Sequía en los Presupuestos Generales del Estado de 2016, porque "no están aprobados y tienen que cumplir el trámite parlamentario". Asimismo, se mostró prudente porque cree en la "negociación", y "hay que pactar con los regantes y con los representantes de la Mesa del Agua el cuándo, el cuánto y el cómo".

Pacto regional del agua

En este sentido, el presidente del Gobierno murciano pidió a todos los portavoces parlamentarios que incluyan en el orden del día de la Asamblea la creación de la Comisión parlamentaria que consiga un "gran pacto regional del agua de todas las fuerzas políticas en colaboración estrecha con la Mesa del Agua".

"Respeto escrupulosamente el trabajo de la Asamblea, del portavoz de Podemos, del PSOE, de Ciudadanos y del PP, pero yo esperaba que, en la primera reunión de la Asamblea ya se pusiera en marcha de una forma urgente esa Comisión específica para lograr un gran Pacto regional del agua, y no se ha hecho", lamentó.

Al ser preguntado por la influencia que puede tener en las elecciones el hecho de que la legislatura acabe sin alcanzar un Plan Hidrológico Nacional, Sánchez reconoció que no le ha gustado que este periodo acabe sin que se apruebe un PHN.

"Me gustó más cuando fuimos capaces de hacerlo, y no me gustó cuando lo mutiló un Gobierno socialista y de izquierdas", lamentó Sánchez, quien reprochó que "siempre que la izquierda o el PSOE gobierna en alguna comunidad, Murcia tiene problemas de agua".

Mesa del agua

La Mesa del Agua de la Región "pretende ser un foro permanente de análisis, de exigencia y de reivindicación de soluciones a corto, a medio y a largo plazo para un problema que en la Región de Murcia está durando demasiado, como es la escasez de agua", según remarcó el presidente murciano.

Sánchez celebró que "estamos unidos en la defensa del agua para la Región de Murcia" y el Gobierno autonómico "es uno más". De hecho, afirmó que "no estamos aquí para tirarnos titulares a la cabeza con otra región u otros responsables políticos, sino para resolver un problema que los murcianos sufrimos durante demasiado tiempo".

El presidente del Gobierno murciano compareció en rueda de prensa junto al presidente de la CROEM, José María Albarracín, quien agradeció el "grado de compromiso que Sánchez y su Ejecutivo demuestran con la falta de agua que padecemos en la Región".

Albarracín resaltó el "paso adelante importante" que se ha dado gracias al encuentro entre Sánchez y Rajoy, que "ha venido a traer resultados que, hasta ahora, no se habían conseguido", como la prórroga del Decreto de Sequía y el compromiso "firme" de que se establezca de forma "definitiva" un precio competitivo para el agua desalada.

"La Mesa del Agua se compromete a participar en esa Comisión que se crea con el Gobierno regional, a través de la Consejería de Agua, Agricultura y Medio Ambiente y el Ministerio de Agricultura", señaló Albarracín.

Sánchez recordó que el agua en Murcia no es solo para beber, sino también para comer, porque implica "100.000 empleos directos, más del 5 por ciento del PIB, cuando en España, la agricultura representa menos de la mitad". Además, ensalzó que el agua significa "nuestras importaciones, ya que cerca del 30 por ciento de frutas y hortalizas que se exportan de España a otros países provienen de la Región".

Además, recordó el uso eficiente del agua en la Región, donde más del 90 por ciento de este recurso que se consume en abastecimiento "se reutiliza y se depura con una inversión pública para construir esas depuradoras". Esto convierte a Murcia, según Sánchez, en el "mejor lugar del mundo en la gestión y la eficiencia del agua".

El presidente del Gobierno murciano citó estos datos porque "ahora escuchamos a responsables políticos que, según la actualidad del día, dirige sus declaraciones en un sentido o en otro".

Por ejemplo, lamentó que "algunos se ponen la camiseta de la selección española para hacer un discurso muy españolista", pero luego se convierten en "nacionalistas independentistas" y "quieren ponernos el tablacho en el límite de la provincia" cuando se habla de proyectos de solidaridad en elementos comunes, "porque el agua es de todos los españoles".

A ellos, Sánchez les emplazó a quitarse la camiseta de la selección española, porque "España se construye entre todos, y los ríos de España son de todos los españoles".

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos