Once detenidos por robar 3.000 kilos de almendra en Jumilla y el Noroeste

La Guardia Civil recupera tonelada y media de productos agrícolas en Sangonera la Seca, Jumilla y la comarca del Noroeste

LA VERDADMURCIA

Los equipos ROCA de la Guardia Civil, que luchan contra los robos en el campo, siguen sumando detenciones. Los agentes de este grupo especial han arrestado en las últimas semanas a once personas a las que se les atribuye la presunta autoría de delitos de hurto, robo con intimidación y pertenencia a organización criminal. También han recuperado una tonelada y media de productos que fueron robados en Sangonera la Seca, Jumilla y la comarca del Noroeste.

A principios de septiembre se perpetró el robo de 80 kilogramos de almendra en una finca de Sangonera la Seca. La investigación determinó que los presuntos ladrones eran un hombre y una mujer, de 27 y 23 años, respectivamente, pareja sentimental y vecinos de esa pedanía murciana, que accedieron en un vehículo a la explotación. Allí, fueron sorprendidos por el propietario de la finca, al que amenazaron con golpearlo si no les dejaba marchar con la cosecha.

La labor de este equipo especializado en sustracciones en producciones agrícolas y ganaderas también obtuvo sus frutos en Jumilla, donde se detuvo a una persona, de 42 años, como presunta autora del robo de más de una tonelada de almendras, con un valor aproximado de 15.000 euros. La Benemérita ha recuperado 780 kilos que fueron robados empleando herramientas mecánicas. Además, el detenido contrató los servicios del conductor de un tractor para recolectar con urgencia la cosecha.

Finalmente, los equipos ROCA han desarticulado dos bandas en Caravaca de la Cruz y Moratalla. En estos municipios, además de perpetrarse varios robos, causaron graves daños en los cultivos, generando alarma social entre los agricultores.

Los agentes localizaron un almacén donde escondían media tonelada de almendras sustraídas en Caravaca, identificando a dos búlgaros que, presuntamente, se valían de certificados expedidos por un agricultor del municipio albaceteño de Socovos, para que la mercancía pasara por legal. La investigación se saldó con cuatro búlgaros arrestados -entre ellos una mujer y un menor de edad- y un español de 65 años de Socovos. Y en Moratalla los agnetes han detenido a tres vecinos acusados de robar una tonelada y media de este producto, gracias a que conocían bien los caminos de la zona. Los once detenidos ya han sido puestos a disposición judicial.