Se niega a contestar a los abogados de IU y de ANSE

A lo largo de casi dos horas, el consejero de Agricultura y Agua, Antonio Cerdá, respondió a todas y cada una de las preguntas que le formularon el magistrado Manuel Abadía y el fiscal anticorrupción, Juan Pablo Lozano. Lo hizo con mayor o menor precisión, diciendo recordar en mayor o en menor medida lo ocurrido hace casi una década, pero respondió.

Así, a preguntas del representante del Ministerio Fiscal señaló que «no se hizo nada con mala intención. Se hizo con las directrices de los técnicos . Yo hice una propuesta de modificación (del PORN del Mar Menor) sin efectos jurídicos, para que la sociedad pudiera opinar, y en función de todo eso los técnicos contestarían sobre lo que se podía hacer», alegó.

La actitud de Cerdá cambió drásticamente cuando el magistrado concedió la palabra al abogado de ANSE, Ginés Ruiz Maciá, que fue uno de los denunciantes iniciales del 'caso Novo Carthago' y que ejerce en este asunto la acusación particular. Éste pretendió interrogarle acerca de los supuestos informes técnicos que existían cuando se revisó por vez primera el PORN, en 1998. El imputado se negó a responderle, «por indicación de mi letrado».

La misma respuesta ofreció cuando el letrado de IU, Juan Francisco Pérez Avilés, le pidió detalles sobre los primeros trámites en su consejería para reabrir el PORN.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos