Terapias asistidas por caballos y leones marinos para discapacitados

La Confederación Española de Personas con Discapacidad Física y Orgánica ha puesto en marcha este servicio, en el que participan 38 personas con minusvalías físicas y orgánicas

E.P.ALICANTE

La Confederación Española de Personas con Discapacidad Física y Orgánica (Cocemfe) de Alicante ha puesto en marcha una serie de terapias asistidas por caballos y leones marinos en el que participan 38 personas con discapacidad física y orgánica, y cuya finalidad es lograr una mayor calidad de vida para este colectivo, según ha informado en un comunicado la entidad.

Este servicio ha sido creado con el objetivo de lograr una mayor calidad de vida para las personas con discapacidad física, así como aumentar su grado de autonomía personal y de participación social, y reforzar su autoestima y seguridad.

Así, 26 personas con discapacidad, de edades comprendidas entre los 6 y los 65 años, han participado en Elche ( Alicante ) de una terapia "única" en Europa realizada con leones marinos, los cuales actuaron como terapeutas acuáticos, tratando un amplio abanico de discapacidades como el Síndrome de Down, autismo, parálisis cerebral, retraso psicomotor, espina bífida o esclerosis múltiple.

Este trabajo tuvo por objetivo mejorar la estimulación sensorial, visual, táctil y auditiva mediante el contacto físico con estos animales, además de mejorar el control cefálico en personas con movilidad reducida, el control postural, la movilidad de los miembros superiores e inferiores, así como contrarrestar la espasticidad --o rigidez postural-- cuando ésta es muy acusada.

'Hipoterapia'

Igualmente, otras doce personas se beneficiaron durante tres meses del programa de terapia asistida con caballos desarrollado con la colaboración de la asociación Vincula2 de la localidad alicantina de Muchamiel. Cocemfe ha explicado que la 'hipoterapia' "aprovecha el movimiento del equino para la estimulación de los músculos y articulaciones del jinete, en este caso, de las personas con discapacidad".

De esta forma, representa un tratamiento que expone a las personas con movilidad reducida a movimientos de vaivén similares a los que realiza el cuerpo humano al caminar, lo que supone que se vean obligadas a reaccionar frente a una serie de estímulos producidos por el trote del caballo.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos