El sector del automóvil manda a casa a otros 518 trabajadores empujado por la crisis

AGENCIAS

La crisis sigue pasando factura al sector del automóvil. Ayer, otros 518 trabajadores se vieron afectados por la situación y se van quedar sin empleo. La empresa automovilística Santana Motor de Linares (Jaén) presentó, tanto en la Delegación de Empleo de la Junta de Andalucía como al comité de empresa, un expediente de regulación de empleo (ERE) que afectará a 363 trabajadores de la rama militar. Por la tarde se sumaba el proveedor de Seat Eurosit que ha anunciado 155 despidos de su planta de Abrera (Barcelona). En el caso de Santana, la empresa ha aducido la situación de crisis y la bajada de producción como las causas para la solicitud del expediente, y la Junta de Andalucía, accionista mayoritaria, ha anunciado que llevará a los juzgados a Suzuki, ya que una de las causas de que haya bajado la producción de la factoría es que la multinacional japonesa no ha realizado los pedidos a los que se comprometió. El expediente, cuya presentación fue aprobada el pasado 25 de septiembre en el consejo de administración de la empresa, afectará de forma indirecta a las empresas del parque empresarial ubicado en Linares que se dedican a la producción de piezas o servicios. El ERE, tal y como lo comunicó la dirección de la factoría a los trabajadores, se solicitaría por una duración de 12 meses, aunque con la previsión real de sólo cinco meses, al ser una «situación coyuntural». Por su parte, el proveedor de Seat Eurosit anunció ayer al comité de empresa un Expediente de Regulación de Empleo (ERE) temporal que afecta a 155 trabajadores de su planta de Abrera (Barcelona), formada por más de 800 personas, informó el responsable del sector del Metal de UGT de Catalunya en la comarca del Baix Llobregat, Juan Antonio García. El fabricante, que trabaja para Seat en exclusiva produciendo los asientos de sus modelos, justificó el ERE por la bajada de las previsiones productivas de la filial de Volkswagen, y tras el anuncio de Seat la semana pasada de un ERE similar que afectará a 750 personas entre noviembre y diciembre, y que se prolongará de enero a julio afectando a un volumen similar.