José Jerez, nuevo alcalde

Dimite Landelino Lavilla y UCD firma su disolución como partido Escándalo de Rumasa, el Gobierno expropia sus bancos y empresas Relevo en el periódico, traslado de Ramón Ferrando a Alicante SANCHEZ DE LA ROSA

Es el año del relevo en esta casa, se va, trasladado a la delegación de Alicante, Ramón Ferrando y me deja la silla. No podía sospechar que iba a costarme la espalda, no por el esfuerzo insuperable, que era siempre el mismo, sino por un respaldo traidor que desde el primer día le metería mano a mi espina dorsal. Me pregunto todavía como pudo soportar mi colega semejante agresión, digo yo si no es que le resbalaba lo que le afectase a sí mismo, a su barba desordenada y a su mesa de trabajo, un verdadero cajón de sastre desde luego abierto... Pero así continuamos el trabajo que cumplía ya diez años, y ahí nos las iban dando todas, que para eso estábamos. Ramón se fue a otra ciudad y dejó escrita una columna de despedida, un Péndulo que rescato del archivo, porque ese momento es para nosotros la noticia del año, y mira que hubo para dar y tomar diez años después de haber entrado en esta casa, de la que salía Ferrando por la puerta grande. «Diez años -escribe el periodista- no son fáciles de arrancar cuando la implicación en esta tierra y entre sus gentes se ha hecho con correspondida generosidad... De nada sirve anclarse en la nostalgia, aun siendo creativa, ni España, ni Albacete, ni siquiera yo, somos ya los mismos. Hay que seguir caminando y perfeccionándonos en la libertad. Y hay que recuperar la voz crítica, por el bien de la democracia, sin miedos, sin temores a la incomprensión de los criticados... El Albacete castellano-manchego tiene un reto con los habitantes albaceteños, la Universidad. Que la política no enturbie aquella manifestación, la más numerosa e ilusionada que recuerdo, donde todo Albacete era un deseo y una voluntad universitaria».

Y a todo esto en un año que había comenzado con malos presagios económicos. El paro ronda los 2.150.000 trabajadores, se suceden los atentados terroristas, con numerosas víctimas, según el Ministerio de Trabajo las empresas españolas deben 200.000 millones de pesetas a la Seguridad Social. Dimite Landelino Lavilla y UCD firma su disolución como partido político. Entretanto, estalla el escándalo Rumasa. Se expropian todos los bancos y empresas del holding.

Y cuando llega mayo, trae otro alcalde a Albacete, siguiendo el ciclo socialista, se trata de José Jerez Colino,que permanecerá al frente del Ayuntamiento hasta 1991, en que es sustituido por Carmina Belmonte Useros. Jerez tiene ante sí un amplio programa de desarrollo urbano y acomete importantes obras.

Por otra parte, será el alcalde que inaugure la nueva sede municipal, una Casa Consistorial que abandona el viejo edificio del Altozano y estrena un edificio espléndido en la plaza de la catedral. Pasado el tiempo, Jerez se incorpora a la reciente fundación del III Centenario de la Feria, como el resto de los alcaldes vivos. En esta ocasión, Jerez lanzó un deseo: «Espero que el pueblo de Albacete se agarre a este comienzo y empiece a vivir el III Centenario de la Feria desde ya», mientras que Carmina Belmonte, su sucesora, comentó la forma de llave del logotipo de la conmemoración, «que nos recuerda a los albaceteños un momento muy especial, el de la apertura de la Puerta de Hierros».

José Jerez va a vivir en 1983 un periodo de preparación de proyectos que ya en 1984 se traducirán en interesantes rea. En el discurso de su debut advierte que el puesto exigirá sacrificios, que estaba dispuesto a afrontar a cambio de la proximidad del pueblo, una verdadera recompensa.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos