Un carril bici unirá San Antonio con La Torrecilla y Saprelorca

Es la primera instalación de este tipo en la ciudad y la más extensa de la Región Tendrá una longitud de seis kilómetros y estará terminado en seis meses

A. S. T. M.
PRESENTACIÓN. Los responsables de Urbanismo con miembros de Biciudad. / PACO ALONSO / AGM/
PRESENTACIÓN. Los responsables de Urbanismo con miembros de Biciudad. / PACO ALONSO / AGM

Las bicicletas empiezan a cobrar protagonismo en las calles de la ciudad. Los usuarios de este medio de transporte alternativo a los coches están de enhorabuena. La Gerencia de Urbanismo ha dado luz verde a la ejecución de un carril bici que unirá la zona de la rotonda de San Antonio con el polígono de Los Peñones, la ciudad deportiva de La Torrecilla y las inmediaciones del polígono industrial de Saprelorca.

El concejal de Urbanismo, Francisco García, presentaba ayer la iniciativa acompañado por el técnico Luis Martínez Reche y el presidente de la asociación Lorca, Biciudad, Manuel Martín. Colectivo que desde hace un año reivindica el uso de la bicicleta para desplazarse por la ciudad como herramienta para contribuir al medio ambiente y reducir los problemas de tráfico.

García explicó que el trazado se realiza a lo largo de la Nacional 340 hasta la Venta Coronel. «Se terminará a escasos metros del polígono porque estamos en negociaciones con el Ministerio de Fomento para posibilitar que llegue hasta Saprelorca ya que un tramo afectaría a la autovía del Mediterráneo. El carril estará terminado en un plazo de ejecución de seis meses desde el comienzo de la obra, que esperamos sea a principios del mes de enero ya que estamos a la espera de las obras de reasfaltado que se van a ejecutar en esta carretera».

La vía para uso de bicicletas tendrá una longitud de 6,1 kilómetros, una anchura de 2,5 metros, y una superficie útil de 15.250 metros cuadrados. Conlleva además, «el desmontaje de todas aquellas biondas junto al carril-bici, cuya altura respecto a la rasante del terreno no sea mayor de un metro», apuntaba Martínez Reche.

El proyecto establece una franja de protección de 50 centímetros entre la calzada y el inicio del carril-bici para resguardar a los usuarios. Asimismo, se instalará una línea de catadióptricos cada cinco metros que conforman elementos de señalización visual y sonora sobre la banda blanca de delimitación de la calzada, de manera que alerten ante una salida eventual de la vía por parte de los vehículos de motor.

Para garantizar la seguridad de los usuarios de la bicicleta «se instalará señalización vertical y horizontal que refuerce la existente que limita la velocidad de circulación a 50 kilómetros por hora. También se van a colocar pasos sobreelevados de peatones que contribuyan a moderar la velocidad del tráfico».

El edil matizó que «esta obra posibilitará, no sólo que cualquier vecino de Lorca pueda pasear tranquilamente por la zona en bicicleta, sino que además permitirá que los trabajadores del polígono de Los peñones y saprelorca, y los usuarios de las instalaciones deportivas de La Torrecilla puedan acceder en bici a los mismos, de manera segura y a través de un medio de transporte no contaminante y de gran sensibilidad medioambiental». El presupuesto de la obra es de 126.000 euros.

Fotos

Vídeos