El Gobierno italiano sólo aplaza su crisis

El ahora ratificado líder del M5E, después de votar el domingo en Pomigliano d'Arco en las elecciones europeas./REUTERS
El ahora ratificado líder del M5E, después de votar el domingo en Pomigliano d'Arco en las elecciones europeas. / REUTERS

El líder del M5E logra el respaldo del 80%de los militantes en una votación por Internet a pesar de la debacle en las elecciones europeas

DARÍO MENORCorresponsal. Roma

La coalición de Gobierno que forman el Movimiento 5 Estrellas (M5E) y la Liga en Italia salvó ayer una crisis que podría haber supuesto su fin, al conseguir Luigi di Maio seguir como líder de la formación 'anticasta'. Después de quedarse en un mísero 17% de los votos en las elecciones europeas del domingo, casi la mitad del porcentaje que había obtenido en las legislativas del año pasado, Di Maio puso su cargo a disposición de los militantes, que lo ratificaron en una consulta celebrada en la plataforma en Internet de este partido, conocida como Rousseau.

Un 80% de los más de 56.000 votantes respaldaron su labor. En un artículo publicado en el blog oficial del M5E se consideró que el grupo había conseguido «el récord mundial» de participación en una moción en la Red organizada por una formación política.

DEMOCRACIA DIGITAL

56.127
inscritos en el Movimiento 5 Estrellas participaron en la votación sobre la continuidad de Di Maio. 44.849 le dieron un 'sí' a su jefe político frente a 11.278 que lo habrían dejado caer.
Humildad y récord.
«Ni se me sube a la cabeza. Es el momento de la humildad», declaró el superviviente dirigente de una formación que se ufanó de su «récord mundial» de participación en una moción organizada por la Red.
3
ciberataques denució haber sufrido el M5E en su plataforma digital Rousseau.
«No quiero elecciones».
El socio de Di Maio, que tiene la llave de la gobernabilidad en Italia, le perdona la vida de momento. «Si quisiera derribar el Gobierno no pasaría día y noche poniendo en común propuestas políticas. No quiero elecciones».

A Matteo Salvini, líder de la Liga, la marcha de Di Maio le habría brindado la excusa perfecta para propiciar la caída del Ejecutivo y la convocatoria de elecciones. Después de lograr el 34% de los votos en los reciente comicios europeos, Salvini tiene la llave de la gobernabilidad del país. La última advertencia a sus socios la lanzó ayer poco antes de saberse el resultado de la consulta en el M5E. «Después del voto de Rousseau, si se trabaja se va para adelante. Si en cambio se sigue peleando, la Liga no tiene tiempo que perder. La política del insulto de las últimas semanas ha sido castigada por los italianos», comentó Salvini.

El último episodio sólo aplaza la crisis en el Ejecutivo que preside Giuseppe Conte. Porque para mantenerse en el poder, a Di Maio le tocará ahora bajar la cabeza y aceptar alguna de las medidas en las que no se han puesto de acuerdo ambas formaciones durante el año que lleva funcionando la coalición de Gobierno. Entre ellas destacan la autonomía regional y construcción de una línea de alta velocidad ferroviaria entre Turín y Lyon, un proyecto maldito para el M5E pero que cuenta con el apoyo de la Liga y de la Unión Europea, que financia buena parte de las obras.

Dónde sentarse en Europa

Di Maio celebró su continuidad como jefe político de la formación 'anticasta' con un artículo publicado en las redes sociales en el que consideró que su victoria era sólo «el primer paso para poner en marcha una profunda» reorganización del partido para hacerlo «más cercano a los ciudadanos y para remarcar nuestra identidad». Ésta sigue sin estar del todo clara diez años después del nacimiento del M5E, que ni siquiera tiene decidido en qué grupo colocarse en el Parlamento Europeo durante la nueva legislatura.

El diputado Luigi Gallo abogó ayer por unirse a los Verdes destacando la vocación ecologista de la formación por encima de cualquier otra consideración. «Ya no basta con decir que no somos de derechas ni de izquierdas. Lo hemos hablado en la asamblea. Yo creo que nuestra verdadera identidad es la ecológica, el espacio dentro de la familia de los Verdes en el escenario internacional», comentó Gallo en una entrevista en Radio 24. Hasta ahora, el M5E formaba parte del Grupo Europa de la Libertad y la Democracia Directa junto a los británicos del UKIP de Nigel Farage, el principal impulsor del 'brexit'.

Temas

Italia