El chef José Andrés reparte comida a los funcionarios afectados por el cierre de la Administración Trump

Esperan una larga cola para conseguir alimentos. Son los funcionarios estadounidenses que llevan ya 27 días sin cobrar por el cierre parcial de la Administración Trump. Una iniciativa del Chef español Jose Andrés con la que pretende ayudar a los más de 800.000 trabajadores que están viviendo una pesadilla. Ofrecen sandwiches, comida caliente y frutas tanto para tomar en el comedor social que han abierto a pocos pasos del Capitolio, como para llevar a sus casa. Cientos de voluntarios han querido arrimar el hombro para ayudar a las familias y a partir del sábado más comedores como este se abrirán repartidos por la ciudad de Washigton