https://static.laverdad.es/www/menu/img/grupohuertas-mercedes-desktop.jpg
Especial Automoción

El nuevo Clase A ilumina Murcia

El Hotel Nelva acogió a decenas de invitados en la gran noche de Auto Classe, con el nuevo Clase A. /GH
El Hotel Nelva acogió a decenas de invitados en la gran noche de Auto Classe, con el nuevo Clase A. / GH
Dimovil y Auto Classe organizaron el pasado jueves dos presentaciones para dar a conocer la última versión del vehículo compacto de Mercedes-Benz
EFQ

La llegada del nuevo Clase A no ha pasado desapercibida. De ello se han encargado tanto Mercedes-Benz como los concesionarios Dimovil y Auto Classe, que han organizado eventos a la altura de un vehículo irrepetible. Música, luz, escenarios inigualables… no ha faltado ni un detalle para recibir a un modelo que redefine el segmento de los vehículos compactos.

Auto Classe eligió para la presentación el Hotel Nelva de Murcia. Un espectáculo de luz y sonido recibió a los numerosos asistentes, que pudieron disfrutar de cena y de un regalo exclusivo, en una velada amenizada por un DJ. Pero lo más llamativo fue la forma en la que hizo acto de presencia el nuevo Clase A. Alejado de la formalidad habitual, el vehículo llegó por al aire a través de una gran grúa. Una entrada espectacular que convirtió el acto en inolvidable.

Dimovil, por su parte, consciente de la gran expectación generada, se fue hasta un lugar emblemático: la Plaza de Toros de Murcia. Un espacio que han llenado grandes nombres de la música y que abrió sus puertas a un coche que, nada más llegar al mercado, se ha convertido en toda una estrella. Y en un lugar como ese no podía faltar un concierto, que ofreció El Sótano del Doctor, y que puso el broche de oro a un acto que incluyó cena fría y regalos.

La plaza de toros de Murcia fue escenario del evento organizado por Dimóvil.
La plaza de toros de Murcia fue escenario del evento organizado por Dimóvil. / GRUPO HUERTAS

Un coche para cada conductor

Si por algo llama la atención la nueva Clase A es por su inteligencia. Su llegada supone un modo totalmente innovador de relacionarse con un automóvil, basado en su capacidad de aprender cada día cosas nuevas hasta adaptarse completamente a sus ocupantes. Es capaz de recordar las canciones preferidas o el camino para ir a trabajar. En consecuencia, sintoniza automáticamente la emisora adecuada de radio o le propone una vía alternativa, más rápida, si hay una retención en la ruta acostumbrada.

Además, cuenta con una nueva interfaz de manejo intuitivo para adaptar cada uno de los detalles a diferentes deseos, preferencias y estilo de conducción. Basta con un movimiento de la mano en el panel táctil, en el volante o bien, por primera vez, en la nueva pantalla táctil.

La Clase A también incorpora reconocimiento de voz, con una versión completamente nueva de LINGUATRONIC, capaz de comprender sin necesidad de aprender previamente determinados comandos de voz. A través de este sistema puede leer en voz alta los mensajes SMS, o tomarlos al dictado y enviarlos. Del mismo modo, informa del tiempo que le espera en el lugar de destino, cambia de emisora de radio o le guía a casa por la vía más rápida. Basta con pronunciar dos palabras ,'Hey Mercedes' y se activa.

Claridad sensual como filosofía de diseño

Todas las líneas de la nueva Clase A apuntan en una misma dirección: claridad sensual, nuestra filosofía de diseño. Las superficies son todavía más puristas y los detalles, más llamativos.

El Clase A acaparó las miradas de todos los presentes.
El Clase A acaparó las miradas de todos los presentes. / CARMEN SAURA/EFQ

Gracias a su acabado aflechado en forma de morro de tiburón, la nueva Clase A se abre paso aerodinámicamente contra la corriente de aire. Detrás se esconden una parrilla del radiador en posición erguida y un capó bajo. A la izquierda y a la derecha se suman dos elementos destacados: los faros MULTIBEAM-LED opcionales de baja altura emanan fuerza innovadora. Al mismo tiempo, rebajan ópticamente la altura de la nueva Clase A. Y aceleran de inmediato el pulso del observador.

El aspecto, el carácter y la presencia de la nueva Clase A se ganan a primera vista la simpatía del observador. La nueva configuración de la zaga es más ancha, más deportiva y más sugestiva. Las elegantes luces traseras de dos piezas no reclaman la atención, pero la merecen, tanto por su precisión como por su diseño. Y eso no es todo. Las luces no ensanchan la zaga sólo ópticamente, sino en la realidad. De ese modo facilitan sensiblemente la carga y descarga.

Todo ello sin olvidar los aspectos prácticos. Por ese motivo, el maletero de la nueva Clase A ofrece más espacio que nunca. Expresado en cifras, es 110 mm más largo y 225 mm más ancho, y su volumen es 29 litros mayor que el de su antecesor.

Un interior que cautiva

La nueva Clase A cautiva con cada uno de sus detalles. Los elementos de adorno, los difusores de ventilación y, muy especialmente, los asientos. En función del equipamiento elegido se ofrecen distintas versiones: básica, de confort o deportiva. Según las preferencias es posible deslizarse sobre la carretera, dominar el asfalto o sentirlo como en un bólido de competición. El paquete de asientos multicontorno hace aún más exclusivo el asiento del conductor. Utilizando la pantalla táctil es posible ajustar la anchura del respaldo con una precisión de milímetros, o activar un programa de masaje.

El habitáculo de la nueva Clase A parece abrazar a los ocupantes. Las transiciones entre el tablero de instrumentos, la consola central y los revestimientos de las puertas son casi imperceptibles, generando el agradable efecto envolvente. Este concepto es tan singular en esta categoría de vehículos como el muestrario de elementos de adorno y la iluminación indirecta, que resalta la calidad del interior.

El evento superó las expectativas.
El evento superó las expectativas. / CARMEN SAURA/EFQ

Las posibilidades de personalización son otro de sus puntos fuertes. Elegante con la línea Style, deportiva con la línea AMG Line o vanguardista con la línea Progressive. A esto se suma el paquete Night, con numerosos elementos en color negro. También puede adaptar el habitáculo a sus preferencias, añadiendo numerosos detalles específicos. Desde el tablero de instrumentos y los difusores de ventilación y la iluminación hasta el pomo de la palanca del cambio. Con una gran variedad de elementos de adorno, colores y líneas.

Tecnología para que todo sea más fácil

Los nuevos servicios de conectividad del Clase A facilitan cada gesto. Todas las conexiones necesarias son sin cables, sin llaves y sin esfuerzo. Por ejemplo, para cargar el smartphone es suficiente con depositarlo en la consola central. Con toda sencillez, sin utilizar cables y utilizando el estándar Qi. Lo mejor de todo es que, gracias a la tecnología Near Field Communication (NFC), se conecta de inmediato sin innumerables pasos y sin necesidad de introducir un código.

Tampoco constituye un problema enviar mensajes SMS o incluso hojear en el listín de contactos. A bordo de la nueva Clase A es posible utilizar el smartphone sin necesidad de sujetarlo en la mano. Se puede conectar por USB, Wi-Fi o NFC y utilizar los botones de control táctil en el volante para manejar cómodamente casi todas las Apps y funciones en el visualizador del sistema multimedia.

Otro aspecto relevante es la posibilidad de disfrutar de perspectivas completamente nuevas. Por ejemplo, en carretera. Cuenta con una cámara especial para reproducir el entorno en el visualizador del sistema multimedia, sea como vídeo o como fotografía. La representación es innovadora y especialmente informativa. Por ejemplo, completa la vista natural con objetos o marcas virtuales para facilitarle la identificación de su destino. De forma completamente intuitiva e inteligente.

Y, por si fuera poco, gracias al Head-up-Display, el conductor del nuevo Clase A mantiene automáticamente la mirada dirigida al frente. Sin necesidad de desviar la vista del tráfico tiene ante sus ojos información sobre la velocidad actual, limitaciones de velocidad o indicaciones del sistema de navegación. El sistema proyecta en su campo visual toda la información relevante. Una imagen virtual y a todo color. Es posible adaptar la altura de la imagen y el contenido de la información, y guardar estos ajustes con la función de memoria.

Seguridad para el día a día

La nueva Clase A atiende a sus deseos y preferencias, hasta límites insospechados. Si lo desea puede frenar, acelerar, e incluso manejar el volante de forma automatizada. Esto le facilita sensiblemente la conducción diaria.

Además, facilita la conducción, especialmente en situaciones de estrés como las horas punta, durante viajes nocturnos o al circular por carreteras desconocidas. Esto se debe a un concepto que hace cualquier desplazamiento en un Mercedes-Benz más seguro, y lo convierte en una vivencia muy especial: Mercedes-Benz Intelligent Drive. Al fin y al cabo, el tiempo que pasa al volante es tiempo para relajarse. Tiempo para reponer fuerzas.

Entre los sistemas de apoyo que incorpora destaca el PRE-SAFE, que aprovecha en su favor el tiempo que transcurre antes de un accidente inminente. Mediante un gran número de medidas es posible reducir los esfuerzos que soportan los ocupantes. Entre sus posibilidades, genera un ruido por medio de los altavoces que activa un reflejo de protección, pretensa eléctricamente los cinturones delanteros en situaciones de peligro para reducir la holgura de los cinturones, cierra automáticamente las ventanillas laterales o modifica la posición de los asientos a una más favorable.

Fotos

Vídeos