La Región se enfrenta a las elecciones más disputadas

Votantes muestran los sobres listos para ser introducidos en una urna de un colegio electoral de Murcia./Vicente Vicéns / AGM
Votantes muestran los sobres listos para ser introducidos en una urna de un colegio electoral de Murcia. / Vicente Vicéns / AGM

Un total de 1.687 mesas distribuidas en 581 colegios electorales de los 45 municipios de la Región de Murcia se han constituido este domingo con «absoluta normalidad»

Julián Mollejo
JULIÁN MOLLEJO

Cada voto cuenta. Esta vez, más que nunca. Los dos partidos favoritos para ganar este domingo las elecciones autonómicas, PP y PSOE, llegan tan parejos a las urnas que cualquiera podría ganar por una estrecha diferencia. Un total de 1.057.633 murcianos tienen hoy con su voto la oportunidad de romper esta igualdad y darle la victoria a uno u otro.

El 26-M viene cargado de novedades en las reglas de juego de los comicios, y en los candidatos, que afectarán al Parlamento y puede que también a la forma de gobernar

Son 45 diputados los que se eligen y 15 las formaciones que se los disputan, aunque solo seis de ellas tienen opciones de entrar en el reparto.

La encuesta del Cemop publicada el 17 de mayo situaba al PP ligeramente por delante del PSOE en estimación de voto -apenas 1,4 puntos-, pero les atribuía a los dos el mismo número de diputados (entre 13 y14). En cambio, la encuesta del CIS, difundida una semana antes, era a los socialistas a los que ponía por delante con un margen de cuatro puntos en estimación de voto y entre 2 y 3 escaños.

Pero, además de ser las elecciones autonómicas más inciertas y reñidas desde las primeras que se celebraron en 1983, la cita del 26-M es especial por otros muchos motivos.

Los comicios anteriores, en 2015, supusieron el fin de las mayorías absolutas y del bipartidismo en el Parlamento autonómico, con la llegada de nuevos partidos, como Podemos y Ciudadanos. En esta ocasión, ambos repetirán, pero proseguirá el avance de la pluralidad con el acceso a la Cámara de nuevas formaciones, una con total seguridad, Vox, y otra probable, Cambiar la Región, la coalición de IU, dando lugar así al hemiciclo con más grupos parlamentarios de la historia.

Si las elecciones de 2015 acabaron con las mayorías absolutas y el bipartidismo, las de hoy pueden traer los gobiernos de coalición

Esta fragmentación, unida a la escasa diferencia de escaños entre los grupos, podría dar lugar la próxima legislatura a otra experiencia política nunca vista en la Región de Murcia: el gobierno de coalición.

Eso significa que el partido que esta noche gane las elecciones podría no ser el que ocupe el palacio de San Esteban, por lo que habrá que esperar al menos hasta el 11 de junio, en que se constituye la nueva Asamblea Regional, para comprobar las posibles alianzas entre las cinco o seis formaciones que obtengan representación y empezar a vislumbrar el signo del futuro Gobierno autónomo.

Opinión

Pero si todo esto no fuera suficiente para hacer interesante la votación de hoy, hay más elementos que la hacen singular, como es el estreno de la nueva Ley Electoral regional. Las consecuencias directas de la reducción del número de circunscripciones electorales de cinco a una, y la rebaja del mínimo de votos para entrar en la Cámara del 5% al 3% se verán por primera vez a partir de hoy.

Un primer efecto de estos cambios en las reglas del juego electorales es la merma de representación de las comarcas en el Parlamento, ya que los partidos han optado por reforzar sus candidatos de las áreas más pobladas, especialmente Murcia, en perjuicio de los municipios periféricos.

769 concejales a elegir

También son nuevos la mayoría de los candidatos que aspiran a la presidencia de la Comunidad -solo el número uno de Podemos ya lo intentó en 2015- y buena parte de los integrantes de las candidaturas, lo que garantiza una profunda renovación del hemiciclo que salga hoy de las urnas.

La incertidumbre que rodea el resultado de las autonómicas se extiende también a los comicios para elegir a los alcaldes de los 45 municipios de la Región. En total son 769 los concejales en juego y 1.041.182 los electores que pueden participar en la votación. El censo es distinto al de las autonómicas porque en este último se incluyen los murcianos residentes en el extranjero.

Solo PP y PSOE han presentado candidaturas en los 45 municipios, y Murcia es el que cuenta con mayor número de ellas, con quince. Le siguen Cieza, con once, y Cartagena, Alcantarilla y Mazarrón, cada uno de ellos con diez candidaturas. En el extremo opuesto se encuentran Ulea y Villanueva, cuyos habitantes solo podrán elegir entre dos candidaturas (PP y PSOE, en ambos casos), mientras que son tres las listas presentadas en Abanilla, Albudeite, Aledo, Campos del Río, Lorquí, Moratalla y Ojós.

Operativo administrativo

Los más de un millón de electores que están llamados hoy a las urnas en la Región dispondrán de 581 colegios electorales y 1.687 mesas para hacerlo. Cada una de estas mesas cuenta con una media de 607 posibles votantes, que podrán ejercer su derecho al sufragio entre las 9.00 y las 20.00 horas.

Un total de 23.569 murcianos solicitaron el voto por correo en las semanas previas, lo que supone un incremento del 40% con respecto a las elecciones locales y regionales de hace cuatro años.

El operativo dispuesto por la Delegación del Gobierno para la jornada electoral comprende a 684 empleados repartidos en los colegios y a unos 2.000 agentes de la Guardia Civil y la Policía Nacional, a los que se unirán los efectivos de las policías locales para velar por la seguridad.

El coste global de la organización y desarrollo de las elecciones asciende a 1.315.426 euros. La coincidencia de la celebración de tres comicios el mismo día -municipales, autonómicas y europeas-, permite el ahorro de algo más de medio millón de euros en los gastos electorales.

Los primeros resultados provisionales de las elecciones locales y regionales se prevé que empiecen a conocerse a partir de las 21.00 horas.

Más