Ciudadanos defiende en Croem el contrato único indefinido

Francisco Álvarez e Isabel Franco, junto al presidente de Croem, José María Albarracín. / N. GARCÍA / AGM
Francisco Álvarez e Isabel Franco, junto al presidente de Croem, José María Albarracín. / N. GARCÍA / AGM

La formación naranja promete implantar la tarjeta de cualificación profesional y la 'mochila austriaca' entre las acciones por el empleo

LA VERDAD MURCIA

La candidata de Ciudadanos a la Presidencia de la Comunidad, Isabel Franco, propuso ayer el contrato único indefinido «para que el puesto de trabajo conseguido con tanto esfuerzo sea un puesto estable que permita al trabajador una cierta seguridad y la posibilidad de desarrollar un proyecto de vida».

Los candidatos de la formación naranja a las elecciones autonómicas Isabel Franco y Francisco Álvarez mantuvieron una reunión con varios representantes de Croem, encabezados por su presidente, José María Albarracín, en la que ambas partes coincidieron en la necesidad de acabar con la infrafinanciación, lograr unas mejores infraestructuras, encontrar fórmulas para desarrollar el gran potencial turístico de la Región y eliminar las trabas burocráticas.

Apoyo a los empresarios

«Ya se ha comprobado durante la legislatura que está finalizando que Ciudadanos está alineado y sensibilizado con los empresarios como demostramos apoyando la ley de simplificación administrativa para que las empresas que se quieran instalar en la Región tengan cada vez menos trabas, y, por tanto, poder facilitar que se genere empleo y riqueza». En este sentido, Franco lamentó que los datos demuestran que el empleo en la Región es cada vez más precario. «El PP ha demostrado que es incapaz de acabar con la estacionalidad, la temporalidad y la precariedad del empleo, tal y como reflejan los datos del paro del mes de abril. Ante esta situación tenemos a un PSOE que está empeñado en subir los impuestos, por lo que cada vez es más difícil que el dinero esté en los bolsillos de los ciudadanos de la Región».

Franco resaltó que su partido se compromete a implantar una tarjeta de cualificación profesional que permita que el trabajador incremente su currículum con aquella experiencia que adquiera a lo largo de su vida profesional. También propuso adoptar la 'mochila austriaca', «que es una fórmula que permitirá que ningún trabajador pierda sus derechos cada vez que cambie de trabajo», concluyó Franco.