La patronal, abierta a negociar cambios en la reforma laboral

Antonio Garamendi./Óscar Chamorro
Antonio Garamendi. / Óscar Chamorro

Los empresarios están dispuestos a actuar en planos como la externacionalización abusiva porque genera «bolsas de precariedad»

José María Camarero
JOSÉ MARÍA CAMAREROSantander

El vicepresidente de la CEOE, Antonio Garamendi, ha reconocido que la patronal se muestra dispuesta a negociar cambios en la actual normativa laboral «para evitar bolsas de precariedad» en determinados sectores, como ocurre con las camareros de piso -las populares 'kellis'-, afectadas en ocasiones por el uso abusivo de la externacionalización de servicios por parte de sus compañías. Garamendi ha indicado que este aspecto «se puede mirar» así como «profundizar para evolucionar mejor» con respecto a la legislación actual.

Esa es una de las reivindicaciones que les han planteado los sindicatos, así como el fin de la limitación de la ultractividad por la que si no se llega a un acuerdo para renovar un convenio colectivo en una empresa, prima el del sector. En este sentido, el también presidente de Cepyme se ha mostrado contrario a modificar la actual norma porque «es ya un concepto en desuso», aunque en el peor momento de la crisis fue muy utilizado por las empresas.

Garamendi, ha señalado que el Gobierno deberá legislar para modificar parte de las actuales normas laborales para que el Acuerdo de la Negociación Colectiva (ANC) al que están a punto de alcanzar patronal y sindicatos tenga efectos prácticos en las empresas. «Es verdad que el Ejecutivo tendrá que modificar varios temas» más allá de lo que se establezca en ese pacto salarial, tal y como ha indicado Garamendi durante su intervención en los cursos de verano de la UIMP, organizados por la APIE.

De esta forma, coincide en su planteamiento con el de los sindicatos, quienes ayer condicionaron el éxito del acuerdo con los empresarios a una modificación posterior de la reforma laboral, aunque no se apruebe su derogación total. Garamendi ha indicado que dentro de la negociación actual hay «una parte cuantitativa», pero también ha recordado «otra parte relacionada con la formación o el fraude del absentismo», factores sobre los que se debe actuar para mejorar la competitividad de la empresa. El vicepresidente de Cepyme ha anticipado que las negociaciones con los sindicatos avanzan pero aún no está cerrado el acuerdo. «Creo que hay posibilidades de poder dar una buena noticia en este país en los próximos días», ha afirmado.

Por otra parte, se ha postulado como posible candidato a presentarse a las elecciones en las que se elegirá al futuro presidente de la CEOE, una votación que tendría que llevarse a cabo antes de final de año. Aunque ha remitido a retomar este debate tras el verano, ha indicado que estará «donde los demás quieran que esté». «La gente ha dicho que quiere, pero ya se verá», ha indicado en su intervención.

 

Fotos

Vídeos