ACB-LIGA ENDESA

El UCAM saldrá del pozo si gana en una pista que no le gusta

Imagen de archivo de un entrenamiento. /N.García/ a AGM
Imagen de archivo de un entrenamiento. / N.García/ a AGM

EMILIO SÁNCHEZ-BOLEA MURCIA

A falta de seis jornadas para que finalice la liga regular -siete en el caso del UCAM-, uno de los dos contendientes de esta tarde se encuentra en 'playoff' y otro en posiciones de descenso. Se hacía difícil imaginar que los murcianos estuvieran con el agua al cuello para seguir vivos en la categoría y más aún que el recién ascendido conjunto catalán sumara 16 victorias a estas alturas. Un registro que les otorga el 'título' de equipo revelación, como dijo en la previa Sito Alonso, entrenador del UCAM.

Así que la temporada del Manresa no es solo diametralmente opuesta a la del UCAM en términos generales, también lo es el momento en que llega al choque de esta tarde: ha ganado sus tres últimos partidos y el UCAM los ha perdido. Y por si fuera poco, el Nou Congost, una de las canchas más calientes de la Liga Endesa, con el público muy cerca de la pista en sus fondos, no es precisamente la favorita de los murcianos, que solo han ganado ahí en una de sus dieciocho visitas. Eso sí, lo hicieron en el último precedente, el día que Fotis Katsikaris volvía a sentarse en el banquillo universitario, a finales de enero de 2017.

El UCAM visita Manresa justo cuando ha vuelto a verse en posiciones de descenso, donde el Breogán le envió la semana pasada. «El equipo era consciente de que eso podía pasar, las situaciones difíciles se resuelven con un esfuerzo sobre todo a nivel mental», dijo Sito Alonso dos días antes del partido. Su equipo tiene ante sí la oportunidad de volver a sacar la cabeza del pozo: con la derrota del Breogán ayer en Madrid, si gana se colocará en puestos de permanencia.

Decisión polémica

En el UCAM, como era de esperar, debutará el recién llegado Kyle Hunt, ficha número 15 de un equipo que ahora debe descartar a tres jugadores por partido, de los que al menos uno tendrá que ser extranjero. Este elegido ha sido Damjan Rudez, pero la sorpresa ha saltado cuando uno de los dos nacionales que se quedan en Murcia es Álex Urtasun; el otro, Alberto Martín. El escolta navarro no estaba entrando demasiado en los planes de Sito, pero se trata de un jugador de sobrada experiencia en situaciones como la que vive ahora el UCAM, y su puesto es para un Edu Durán que apenas acumula quince minutos de competición y una única canasta.

Controvertida decisión la de Sito Alonso, que intentará hacer que el UCAM vuelva de un parón con victoria por tercera vez en esta temporada de tantas subidas y bajadas.