Fútbol Sala | Copa de España

ElPozo se estrella contra Sarmiento

El pívot brasileño del Palma Futsal, Maico Juliano Fendrich, lanza a puerta ante la defensa de los jugadores de ElPozo Murcia. /EFE
El pívot brasileño del Palma Futsal, Maico Juliano Fendrich, lanza a puerta ante la defensa de los jugadores de ElPozo Murcia. / EFE

El meta argentino detuvo un doble penalti a Miguelín en el último minuto y el Palma deja fuera a un equipo irreconocible

ANDRÉS CREMADESMadrid

El Palma Futsal dio la sorpresa y eliminó a ElPozo, que ayer falló en todo. Los murcianos adolecieron de puntería y el nerviosismo se apoderó del equipo de Duda desde el mismo momento en que Palma se adelantó tras un error defensivo. Es verdad que los murcianos tuvieron el control, el dominio y las oportunidades, pero el Palma tenía a Nico Sarmiento, el portero de la campeona del mundo.

El meta argentino hizo hasta catorce paradas de mucho mérito. Más allá de la derrota, lo preocupante es que un equipo que se supone que tiene que ser una referencia, no supo qué hacer. La lesión de Fer Drasler, la intermitencia negativa de un Xuxa que apenas mostró nada y el pasotismo de jugadores que no se sienten importantes volvieron a decepcionar a una afición que esperaba mucho más del segundo clasificado de la Liga, más aun después de tener enfrente a un Palma que llegaba hasta Madrid en plena guerra entre el presidente y sus jugadores.

2 Palma Futsal

Sarmiento, Lolo, Eloy Rojas, Diego Fávero, Maico -cinco inicial-, Paradynski, Diego Quintela, Tomaz, Joselito y Éder.

1 ElPozo Murcia

Fede, Matteus, Xuxa, Andresito, Pito -cinco inicial-, Álex, Fer Drasler, Fernando, Marinovic, Xuxa, Miguelín, Piqueras y Elías.

Goles:
1-0, m. 10: Quintela. 2-0, m. 25: Tomaz. 2-1, m. 32: Sarmiento, en propia puerta.
Árbitros:
Alonso Montesinos y Santander Flamarique (C. Aragonés). Amonestó a Lolo y Maico , por el Palma, y a Andresito, Marinovic, Álex y Matteus, por ElPozo. Expulsaron al entrenador del conjunto balear, Antonio Vadillo.
Incidencias:
partido de los cuartos de final de la Copa de España de fútbol sala, disputado en el WiZink Center de Madrid ante unos 5.000 espectadores.

La puesta en escena del conjunto balear superó a ElPozo, sin una sola ocasión al comienzo mientras su rival sumaba unas cuantas. Un tiro de Diego Fávero, otro de Maico, un cabezazo de Paradynski y mucho más cerca del gol que el equipo murciano, atascado por su adversario hasta un disparo de Andresito, ya al borde del minuto 4.

El partido estaba entonces más donde quería el Palma que donde lo imaginaba ElPozo, más aún en cuanto apareció Paradynski. A la primera perdonó ante Fede; a la segunda tomó velocidad en su conducción, desbordó por rapidez a Piqueras y puso el balón a la entrada de Diego Quintela, que empujó el 1-0 para su conjunto.

Era el minuto 9, un partido tenso y competido, y el momento del que surgió la reacción de ElPozo y la exhibición de liderazgo del brasileño Pito, por el que pasaron casi todas las ocasiones de su equipo, con regates y remates de todos los colores que habrían sido incontestables de no ser por el portero argentino Nicolás Sarmiento. El guardameta del Palma, el mejor del Mundial 2016, fue un muro irrompible todo el primer acto: dos veces a Miguelín, reaparecido ayer de la lesión de la Eurocopa y con un zurdazo al larguero; cuatro a Pito, incluido un doble penalti; dos a Andresito y otra a Marinovic para sostener, imponente bajo palos, el 1-0 al descanso.

De no ser por él, la victoria parcial de su equipo habría sido imposible al intermedio, un 1-0 que reafirmó de salida al Palma para el segundo periodo, con tres intentos consecutivos de Lolo y, sobre todo, con un contragolpe y un par de rechaces que ofrecieron a Tomaz la oportunidad del 2-0. No falló ante Fede, a 15 minutos del final.

A contrarreloj

Un nuevo golpe para ElPozo, ya sin tanto caudal sobre la portería de Sarmiento, ya a contracorriente y a contrarreloj, con el peso de dos goles en contra y de un marcador imprevisto, con un portero sublime enfrente, como demostró por enésima vez frente a Matteus, y sin fortuna, como evidenció el tiro al poste de un magnífico Pito.

La perdió el conjunto murciano, aunque a punto estuvo de igualarla. Primero se acercó con el 2-1 con un gol en propia puerta de Eloy Rojas, después rozó el 2-2 con un remate al poste, luego se la jugó con el portero-jugador y tuvo un doble penalti que estrelló, otra vez, en el cancerbero argentino, el héroe de la clasificación del Palma.

Duda reconoció al final del partido que el Palma Futsal había competido mejor que su equipo, aunque el técnico hispano-brasileño se quejó «de la red de detrás de la portería, que no hay y que continuamente tardaba el balón en reponerse. El partido tardó dos horas en jugarse. Eso también nos ha perjudicado».

 

Fotos

Vídeos