No dejarse presionar por la caldera de Jaén, la clave para Giustozzi

Giustozzi y Kike Boned, en un entrenamiento. / javier carrión / agm
Giustozzi y Kike Boned, en un entrenamiento. / javier carrión / agm

«El ambiente te puede influir y llevarte a un partido alocado, pero no nos conviene eso», dice el técnico de ElPozo sobre el duelo de mañana

EFEMURCIA

El entrenador de ElPozo Murcia, Diego Giustozzi, dijo ayer que su equipo «no responde en la locura», por lo que pretende que el partido de mañana en Jaén, en el que estará en juego el pase a la final de la Liga en la Primera División, se juegue de forma controlada y confía en los suyos. «Los jugadores están dando todo lo que tienen con sus virtudes y eso me da tranquilidad y confianza».

Giustozzi habló ayer, a dos días del segundo encuentro de semifinales ante el Jaén Paraíso Interior, al que ganó por 4-2 el pasado sábado en Murcia, por lo que otro triunfo de ElPozo le daría el acceso a la final y con ello el billete para la próxima edición de la Copa de Europa.

El técnico argentino habló ayer del cuadro andaluz, al que considera «un equipo duro y experto». Añadió el entrenador que «tras los 46 minutos del primer partido de la semifinal, con prórroga incluida, sigo pensando lo mismo y sé que debemos reforzar lo que hicimos bien y corregir lo que no hicimos de la misma manera».

Giustozzi sabe de la exigencia en ElPozo. «Aquí uno siempre está obligado a ganar y no hay mucha paciencia, pero la mejoría lleva tiempo de trabajo y el nuestro es un equipo con muchas cosas buenas pero también con muchos jugadores jóvenes». En todo caso, reconoció que se nota la progresión: «Estamos yendo a más y ojalá que eso nos alcance para llegar a la final, a pesar de que haya momentos de cierto bloqueo. Los jugadores están dando todo lo que tienen con sus virtudes y con sus defectos y eso me da tranquilidad y me hace tener mucha confianza».

Consultado por qué tipo de choque espera, comentó que prevé «que sea un partido parecido al primero de la serie, muy igualado y en el que nadie regale nada, por lo que lo que uno consiga se lo tendrá que ganar». Además, dejó claro que quiere evitar entrar en el descontrol de un encuentro marcado por el ambiente hostil para ElPozo que habrá en el Recinto Ferial de Jaén. «En la locura nuestro equipo no responde. Lo tengo muy claro y sé que el ambiente te puede llevar, pero no nos conviene eso».

El entrenador de Buenos Aires no mira más allá del choque de mañana. «No pensamos ni en la final ni en clasificarnos para Europa, pues si sucediera me daría cuenta y estoy muy tranquilo en ese sentido. Tampoco pienso en que podríamos tener un tercer partido en casa para alcanzar ese objetivo en caso de perder este sábado, sino que simplemente me centro en hacerlo bien en este encuentro».

Hoy viaja el equipo a Jaén. La expedición sale a las 9.15 horas. El partido se jugará mañana, a las 13.15.