Fútbol Sala | STV Roldán Femenino

Antonia González: «Hemos pasado un verano angustioso, pero ya tenemos más del 50% del presupuesto»

La presidenta Antonia González, ayer, en el pabellón Gabriel Pérez de Roldán. / antonio gil / agm
La presidenta Antonia González, ayer, en el pabellón Gabriel Pérez de Roldán. / antonio gil / agm

«El acuerdo con Jimbee terminaba la temporada pasada, pero confiábamos en alargarlo porque fueron 5 años gloriosos. Ya hay otros respaldos», afirma la presidenta del STV Roldán Fútbol Sala Femenino

RUBÉN SERRANOROLDÁN

Ha sido un verano frenético. No se ha tomado ni un día de vacaciones. Pero por fin respira aliviada. Sonriente. Con un zumo de piña en la mano y media tostada en la otra. Hija única de una familia humilde de agricultores, planta melones, brócoli, lechuga y todo lo que sea producto de época en La Puebla, sin olvidar la pelota. Merece la pena desplazarse hasta Roldán para charlar durante 40 minutos con Antonia González (Cartagena, 1968), presidenta desde hace más de un lustro de un Roldán Fútbol Sala que ha resurgido de sus cenizas, tras el adiós de Jimbee y la búsqueda de nuevos patrocinadores que den vida a un proyecto que tocó el cielo y ahora se ha visto obligado a reinventarse. Ya sale la luz en el pabellón Gabriel Pérez.

-Menudo verano. Han sufrido muchísimos cambios y el detonante fue la marcha de Jimbee, en junio, el principal patrocinador durante cinco años. Juntos consiguieron el título de Liga y de Europa.

-El verano ha sido bastante angustioso, porque la incertidumbre siempre genera angustia. Confiábamos en que alguien llegaría para respaldarnos, y así ha sido. Hemos trabajado mucho, sin parar, para sacar esto adelante. El acuerdo con Jimbee terminaba la temporada pasada, pero confiábamos en poder alargarlo. Fueron cinco años gloriosos, los mejores en nuestros veinte años de historia, y fue posible gracias a ellos. Cuando se marcharon a Cartagena, ya nos hacíamos a la idea y eso nos generó incertidumbre.

Las claves

La salida de Jimbee
«Me hubiera gustado terminar de otra manera y la idea era despedirnos en una rueda de prensa conjunta»
La relaciones
«Soy amiga de Miguel Ángel, no tenemos problemas pero con tanto trabajo aún no hemos podido hablar»
Un proyecto en Cartagena
«No nos sentamos a hablarlo tranquilamente. La propuesta era llevarse solo el equipo de Primera. Pero no cuajó»
Nuevos frentes
«Tenemos el apoyo de varias empresas y en breve anunciaremos una que va a sumar al de Segunda por primera vez en la historia»

-¿Le hubiera gustado concluir la relación de otra manera? Se hizo oficial en la rueda de prensa posterior a la presentación de Marcio Simeao, el segundo de André Brocanelo.

-En principio, teníamos previsto hacer una rueda de prensa, para anunciar una salida entre todos, de una forma natural: el contrato se terminaba y se cerraba una etapa. No podían seguir con todo. No hemos tenido la oportunidad de hablar con ellos, porque vamos hasta arriba de trabajo. Pero no creo que exista ningún problema: soy amiga personal de Miguel Ángel [Jiménez Bosque, el presidente del Jimbee Cartagena] y, de hecho, vivo a 500 metros de donde tiene su centro de trabajo [la empresa Jimbo Fresh, en La Puebla]. Pero no hemos tenido la oportunidad. Ellos también están liados. Quizá ahora, con la temporada en marcha, sí podamos hacerlo.

-¿Ustedes no estaban dispuestos a irse a Cartagena?

-No nos negamos a esa opción. Pero no nos sentamos tranquilamente a charlar. A lo mejor era arriesgado arrastrar a la afición, y aquí ya tenemos a nuestra gente y llenamos el pabellón [con capacidad para 500 espectadores]. Además, el Ayuntamiento de Torre Pacheco siempre nos ha ayudado muchísimo. Simplemente, no cuajó. Era una propuesta: llevar al equipo de Primera, pero no al resto de la cantera. Creemos que así, con las niñas pequeñas quedándose en Roldán, podían perder a sus referentes.

-¿Qué pasó después?

-Nosotros teníamos claro que íbamos a sacar el equipo adelante. Aun no teniendo respaldos económicos, empezamos el verano y nos comprometimos con las jugadoras. La situación económica era mala. Esta temporada la hubiéramos salvado, con el apoyo de algunas empresas del pueblo que nos llamaron después. Pero el futuro estaba en el aire.

-Hasta que hace unas semanas, la empresa STV se convirtió en el patrocinador principal. Cuando terminó la etapa de Jimbee, dijo que necesitaban unos 180.000 euros para salir adelante y no hacer desaparecer al filial, de Segunda. ¿Lo han conseguido?

-Contratamos a una empresa para que nos ayudara a llegar a otras firmas fuera de Roldán, para mostrar nuestro proyecto y filosofía de cantera. STV Gestión [empresa nacional especializada en limpieza y servicios urbanos] dio el paso. Hemos comenzado una nueva andadura. Lo que peligraba era el equipo de Segunda, porque tiene un coste alto. De retirar a algún de la competición, antes que el Primera, era ese. Las bases había que mantenerlas sí o sí, porque hemos nacido así. El presupuesto real se va a unos 350.000 euros entre todo. Ya tenemos más de la mitad cubierto y en breve vamos a anunciar más patrocinadores. Uno de ellos ha cogido al de Segunda, por primera vez en la historia. Seguimos trabajando para seguir incorporando a lo largo de la temporada.

-Pero el acuerdo con STV es por una temporada, con opción a dos más. ¿De qué depende? ¿Qué pasará si no siguen?

-Ellos no están dentro del mundo del fútbol sala, es nuevo para ellos. No saben si les va a gustar o no, si se van a encontrar cómodos y si van a estar contentos. En febrero o marzo nos dirán algo, con tiempo para hacer nuestras previsiones de futuro. Lo iremos viendo poco a poco. Si no funciona, con esa y el resto de empresas que se han sumado, empezaremos a buscar de nuevo. Es algo que le puede pasar a los clubes que dependen de los patrocinadores. Pero creen y les atrae el proyecto y han dado el paso.

-Por cambiar, ya no tienen ni el mismo escudo ni color en las camisetas.

-Hemos apostado por el color naranja en las camisetas, que ha sido el identificativo en la historia del club. Antes, con Jimbee, llevábamos el negro y dorado y la de entrenamiento era naranja. Hemos vuelto a los orígenes, a nuestra identidad. También en el escudo, para hacer un guiño al 20 aniversario.

-Otro cambio importante este verano. Joaquín Peñaranda ya no es el entrenador, ha pasado a ser el mánager general. Y han apostado en el banquillo por Andrea Lacrampe, exjugadora hasta hace tres años y sin experiencia en Primera.

-Aunque no seamos un club profesional, necesitábamos reforzar la dirección deportiva. Porque aquí todo el mundo tiene sus trabajos y vamos sacando tiempo, más del que podemos, para el fútbol sala. Joaquín tiene conocimientos y sabe cómo gestionar clubes de base. Andrea entraba ente nuestras opciones, no tenía ningún club y aquí no se paga por venir a entrenar. Si es alguien que vive de esto, no podemos. Era la opción que más nos gustaba y se ajustaba a nuestra situación. Además, hemos dado un giro: nuestros entrenadores siempre han sido hombres, y hemos innovado. Ha sido jugadora y conoce este mundo.

-También han sufrido cambios en la plantilla. Y la baja más significativo ha sido la de la internacional Consuelo Campoy. Ahora juega en la Universidad de Alicante.

-Nos comunicó la decisión antes de que se marchara Jimbee. Las jugadoras, a veces, necesitan cambios. Ella pensaba en irse, no tenía muy claro dónde. Al fin y al cabo, las jugadoras aquí no cobran y, si tiene la oportunidad de hacerlo en otro equipo, hay que entenderlo. Fue una decisión suya personal. Han renovado muchas [como la portera Ana Etayo, que ha ido seleccionada con España] y las nuevas son jóvenes y con mucho futuro. Nos estamos adaptando a todo.

-Y a pesar de todo, 3 puntos de 6 en el arranque liguero.

-Sí. Ganamos en Galicia [1-3, al Cidade Burgas] y perdimos en casa [ante el Leganés, por 1-3]. La primera jornada se suspendió por la gota fría de septiembre y tenemos prevista jugarla el 1 de noviembre, frente al Majadahonda, en Roldán.

La asociación vecinal organiza una paella para recaudar fondos

La asociación de vecinos de Roldán se ha implicado en la búsqueda de apoyos económicos para ayudar al STV Roldán FSF y ha organizado una jornada de convivencia, prevista para el 20 de octubre a las dos de la tarde. Las entradas cuestan 15 euros y se pueden adquirir en el pabellón Gabriel Pérez y en los locales Dispasur, Pasarela Zapaterías y las papelerías Cervantes y Sanmartín de la localidad pachequera. Habrá paella, embutido, frutos secos, sobrasada, refrescos, café, vino y bizcocho casero, en la nave Ángel del polígono industrial. Se puede reservar en el 669 366 587.