Luis García asegura que no vio ninguna actitud sospechosa en el Levante-Zaragoza

Agapito Iglesias (d), expresidente del Zaragoza./D. Torres
Agapito Iglesias (d), expresidente del Zaragoza. / D. Torres

El extécnico granota es el único testigo que declara hoy debido a la ausencia del abogado de Agapito Iglesias

ALBERTO MARTÍNEZ DE LA CALLEValencia

La jornada de hoy del juicio por presunto amaño en el Levante-Zaragoza ha llegado a estar suspendida por la ausencia del abogado de Agapito Iglesias. El letrado se encuentra hospitalizado en Valencia. Sin embargo, finalmente el juez ha aceptado la declaración excepcional del exentrenador granota Luis García. Y es que el técnico ha viajado desde China, donde ejerce como técnico.

Luis García tiene previsto tomar esta misma tarde un vuelo de regreso a China, por lo que ha solicitado que se le permitiera declarar pese al contratiempo surgido. Finalmente, su petición ha sido estimada. El técnico madrileño ha negado que observara alguna actitud sospechosa durante el encuentro disputado por el Levante y el Zaragoza en mayo de 2011.

Luis García ha asegurado que el presidente del Levante, Quico Catalán, no le hizo ningún comentario en ese sentido antes del partido. Y ha afirmado que no supo de ningún contacto entre jugadores del conjunto granota y el Zaragoza con la intención de amañar el duelo.

El fiscal ha consultado a Luis García si algún jugador del Levante le ofreció un sobre con dinero y él lo rechazo. El técnico madrileño ha respondido con un «no» rotundo. Además, ha explicado que el partido se preparó con normalidad. «Creo que la convocatoria la doy el día de antes, después del último entrenamiento. Y la alineación el mismo día del partido», ha comentado. Y ha admitido que, en el descanso, entró en el vestuario para motivar a sus hombres. «Estaba en el palco por expulsión. Entré en el vestuario, dije eso y volví al palco. No sé si se podía hacerlo poque creo que ahora no se puede. Fue poco tiempo Si bajo es para dar instrucciones, motivar o corregir. Es algo normal. Fue muy corto. Fue táctico y de motivación. Si hubiéramos ido ganando 3-0 también habría bajado. El Zaragoza se jugaba muchísimo y nosotros ya estábamos salvados. Hicimos todo lo posible por ganar», ha indicado.

También le ha preguntado por la ausencia de Caicedo en la alineación. El ecuatoriano, máximo goleador del equipo, se quedó en el banquillo. «No me acuerdo por qué. Sería lo mejor para ese partido», ha indicado. Y sobre la ausencia de disparos del Levante durante la primera parte del encuentro, ha dicho: «No recuerdo, pero seguro que durante la temporada algún partido habría sido igual».

Luis García ha negado que recibiera una llamada de Tebas antes del partido o que escuchara rumores sobre un posible amaño. También se le ha consultado si, para adulterar un resultado, sería necesario sobornar a todos los jugadores de un equipo. «No lo sé, nunca he estado en algo así. No soy jugador, soy entrenador. No sé cómo actuaría la plantilla», ha concluido.

Hoy también debía declarar Sergio González, exjugador del Levante y actual entrenador del Valladolid. Sin embargo, el juez solo ha autorizado el interrogatorio a Luis García. El abogado de Francisco Checa, otro exdirectivo del Zaragoza, ha asumido excepcionalmente la representación de Agapito Iglesias durante la jornada de hoy.

Miguel Ángel Alemán, abogado del expresidente del Zaragoza, se encuentra ingresado en la clínica Quirón de Valencia. Para continuar con el juicio, el magistrado ha exigido el informe de un médico forense para conocer la duración de la baja. A partir de ahí, Agapito Iglesia deberá comunicar si mantiene su actual defensa o nombra a otro letrado.

Temas

Levante