Asamblea

Los socios del Barça aprueban retirar medallas a Franco y no apoyan el voto electrónico

El presidente del Barcelona, Josep Maria Bartomeu, en el centro de la imagen. /EFE
El presidente del Barcelona, Josep Maria Bartomeu, en el centro de la imagen. / EFE

La primera decisión se adoptó por mayoría absoluta, con 671 votos a favor, dos en contra y siete en blanco

EFEBarcelona

Los socios compromisarios del FC Barcelona decidieron este domingo retirar las distinciones otorgadas por la entidad en su día al general Francisco Franco y votaron en contra de sacar adelante una iniciativa para integrar el voto electrónico en los estatutos de la entidad.

El resto de puntos del orden del día -la aprobación de las cuentas de la temporada pasada, del presupuesto de la siguiente, así como la ratificación de Joan Manel Trayter como Síndic del socio- fueron ratificados mayoritariamente por los socios asistentes.

De los 4.529 socios convocados, como mucho estuvieron presentes en las votaciones un máximo de 724 compromisarios. La asamblea dejó sin efecto las distinciones otorgadas al general Francisco Franco en 1951, 1971 y 1974 y todos los efectos honoríficos vinculados a su entrega.

La decisión se tomó por una mayoría absoluta aplastante de los socios compromisarios de la entidad con 671 votos a favor de la retirada de las distinciones, dos en contra y siete en blanco.

«Ha pasado demasiado tiempo, demasiadas directivas. En el 2003 ya lo valoramos, pero no encontramos documentación. El año pasado encontramos la documentación y, por ello, lo hemos podido retirar», recordó el presidente del Barcelona, Josep Maria Bartomeu, en su turno de palabra.

En la otra decisión trascendente de la jornada, la posibilidad de aprobar la inclusión del voto electrónico, cuando la Ley lo permite, fue rechazada por los socios.

Aunque ganó la votación la iniciativa promovida por el socio Víctor Font ('Si al futur'), no obtuvo los dos tercios necesarios para sacar adelante su iniciativa.

La propuesta obtuvo 359 votos a favor, 173 votos en contra y 67 en blanco, y no obtuvo los dos tercios necesarios (417) para cambiar el articulado en los estatutos del club.

De esta manera, los compromisarios se mostraron contrarios a la incorporación en los estatutos de una disposición adicional que permita el uso del voto telemático, una vez se aprueba la nueva ley.

Actualmente la Ley del Deporte Catalán no contempla que se utilice el voto electrónico en la elección de directivas y de las presidencias de clubes deportivos. Este hecho, sin embargo, podría cambiar en la próxima legislación.

Una vez se conoció el veredicto de los socios compromisarios, Font atendió a los medios de comunicación para valorar una decisión en la que 173 socios «han tirado atrás» los votos de «más de 5.000 firmas».

Asimismo, Font criticó el voto favorable de los miembros de la junta directiva al completo, después de que la secretaria, Maria Teixidor, criticara su propuesta en su discurso ante los socios compromisarios.

«El espectáculo ha sido muy sorprendente. Todavía estoy reflexionando sobre el hecho de destrozar el voto electrónico y, después, votar que sí. Es un ejercicio de cinismo que no entiendo y, para nada, favorece a la institución», lamentó.

La reunión anual con los socios la abrió el presidente Josep Maria Bartomeu que nombró los dos retos de futuro pendientes: «la evolución de una generación (de futbolistas) ganadora a otra que seguro que lo será» y seguir completando el 'Espai Barça', de remodelación del entorno del Camp Nou.

Bartomeu desveló que el club está preparando para 2020 el estreno de un documental ('100x100 Tito') dedicado a la figura del fallecido entrenador Tito Vilanova y realizó una defensa a ultranza de la democracia.

«Vivimos tiempos complejos, pero puedo afirmar, convencido, que, ante todas las circunstancias acaecidas en los últimos tiempos, hemos actuado con un compromiso firme, en defensa del país, de la democracia, de la libertad de expresión y del derecho a decidir», aseguró.