Ciclismo

Alejandro Valverde, a por el trono de Urán en la Milán-Turín

Alejandro Valverde, durante la Fiesta de la Bici que se celebró este domingo en Madrid./EFE
Alejandro Valverde, durante la Fiesta de la Bici que se celebró este domingo en Madrid. / EFE

La clásica más antigua del mundo contará con una lista de inscritos de altísimo nivel, en la que también están los españoles Mikel Landa y Enric Mas, el australiano Rohan Dennis o los franceses Thibaut Pinot y Julian Alaphilippe

EFERoma

El murciano Alejandro Valverde, flamante campeón del mundo, Mikel Landa y el australiano Rohan Dennis, campeón mundial en la contrarreloj individual, destacan en la lista de inscritos para competir este miércoles en la Milán-Turín 2018 e intentar suceder en el trono al colombiano Rigoberto Urán.

La clásica más antigua del mundo, cuya primera edición se celebró en 1876 y que alcanza este año la número 99, contará con una lista de inscritos de altísimo nivel, en la que también están el español Enric Mas, segundo clasificado en la última Vuelta a España, o los franceses Thibaut Pinot y Julian Alaphilippe.

Uno de los «grandes» más esperados en la nueva edición de la Milán-Turín es Valverde, quien está entre los inscritos previos y cuya presencia en la lista de participantes definitiva será confirmada en las próximas horas.

Su participación se hará oficial después de que el corredor de Las Lumbreras, que hizo historia al coronarse campeón del mundo en el Mundial de Innsbruck a los 38 años, termine de competir en la Tre Valli Varesine.

La Milán-Turín de este año saldrá del norteño municipio de Magenta, a unos 20 kilómetros de Milán, y tendrá un recorrido de 200 kilómetros que concluirá con una doble subida al cerro de Superga, en Turín.

Los primeros 80 kilómetros de la prueba se desarrollarán en un trayecto globalmente plano, al atravesar la 'Pianura Padana', hasta Monferrato, cuando empezarán poco a poco unas subidas que se harán cada vez más intensas, con las escaladas a los cerros de Altavilla Monferrata o Alfiano Natta.

Los últimos kilómetros será intensos, con pendientes que superan el 10% y que llevan hasta el Superga, donde el promedio de pendiente es del 9,1%, con cumbres que alcanzan el 14%.

Los últimos metros previos a la línea de meta tienen una pendiente del 8,2% y completan un tramo final de carrera de máxima exigencia, en el que Rigoberto Urán logró marcar la diferencia el año pasado. Fue allí donde el corredor de Urrau fulminó a sus rivales directos, para batir al británico Adam Yates, al italiano Fabio Aru y al también colombiano Nairo Quintana.

Y es que la bandera colombiana fue la gran protagonista de las últimas dos ediciones de la Milán-Turín, ya que en 2016 fue Miguel Ángel «Supermán» López quien logró imponerse para convertirse en el primer ciclista cafetero en ganar la clásica más antigua del mundo.

La 'MiTo', como es apodada en Italia, abrirá el denominado tríptico de otoño italiano, que seguirá el jueves con la Gran Piamonte y que concluirá el próximo sábado con Il Lombardía.

 

Fotos

Vídeos