Creadores alternativos y comprometidos

Sandra Zaragoza, con una de sus creaciones, en el 'market' de diseño del Warm Up. / Javier Carrión / agm
Sandra Zaragoza, con una de sus creaciones, en el 'market' de diseño del Warm Up. / Javier Carrión / agm

El 'market' de diseño, ubicado en la calle Basabé, acogió más de una decena de marcas

NATALIA BENITO MURCIA.

Las últimas horas del Warm Up se disfrutaron en el centro de la ciudad y no solo con los conciertos de despedida. Durante el fin de semana, la calle Basabé -la vía que conecta la plaza Santo Domingo y el lateral del Teatro Romea- sirvió de escaparate para la promoción de diferentes marcas de artesanía, moda y complementos. Por los diferentes puestos pasó «bastante gente», según los vendedores, aunque la afluencia no se tradujo, para muchos de ellos, en un gran número de ventas. «De momento, no sé si cubriré los gastos», consideró ayer Sandra Zaragoza, creadora de la marca «de moda sostenible y reivindicativa» Alejandra Zaragoza. Su primera colección, que apoya la lucha feminista, está formada por camisetas, pulseras y parches creados con tejidos reutilizados. «Entiendo que a la gente todavía le cuesta gastarse 27 euros en una camiseta, pero el mercado me ayuda a promocionarme. Hay que ser constante», afirmó la murciana.

«Muchos pasan de casualidad. Les gusta lo que ven, pero no tenían pensado gastar nada hoy», explicó el belga Maxime Billet, que junto a la granadina Laura Cáceres saca adelante Neolithique, un proyecto en el que se aprovechan materiales de calidad «como la madera de almendro, olivo o limonar, propia de esta tierra» para realizar diferentes objetos, desde cajas a sofás. Entre los curiosos, muchos despistados, ajenos al Warm Up y su entorno, pero «encantados con que se dé promoción a marcas emergentes», como afirmó Patricio; otros, potenciales compradores como José María, que se acercó «a propósito» al mercadillo para descubrir «novedades», explicó el estudiante frente al mostrador de Dpalo, marca especializada en gafas y relojes de madera de bambú diseñados en San Javier, «sacamos un par de modelos de gafas en oferta especial para el festival y se han agotado», aseguró.

Para Jorge Martínez, creador de Pajaritas con Jota junto a Juanjo Martínez, el balance fue positivo: «Hemos vendido bastante y la gente se ha interesado por el negocio». Los murcianos disponen de más de 200 modelos de pajaritas y gemelos con diseños coloridos y originales, «ideales para dar un toque divertido al traje en una boda o celebración». Las ilustraciones de Eloy González, los objetos de marroquinería de José Bielsa o las pulseras de Timonel fueron otras de las más de una decena de opciones en un mercadillo que dio respuestas a aquellos que buscaban un regalo 'in extremis' para el Día de la Madre.