Manolo Zarzo: «¡Nadie me ha regalado nada!»

El actor Manolo Zarzo. / efe
El actor Manolo Zarzo. / efe

Manolo Zarzo será hoy homenajeado en la XXXI Semana del Cine Español de Mula

NATALIA BENITO MURCIA

Tiene 87 años recién cumplidos -«nadie se lo cree, pero los tengo»-, pero la vitalidad de un chico de 25: «Estoy muy bien, salvo por que me rompí en agosto la cadera, pero eso es un pequeño detalle; me siento cargado de energía». Manolo Zarzo (Madrid, 1932) será homenajeado hoy en el marco de la XXXI Semana de Cine español de Mula, organizada por el Cine-Club Segundo de Chomón. El artista, una cara más que familiar del cine patrio, ha participado en más de un centenar de películas y decenas de series de televisión, la última de ellas 'Servir y proteger', en TVE, y se muestra «encantado» de acudir a este homenaje, puesto que «siempre es agradable que a uno le hagan un reconocimiento» y especialmente porque en Mula nació su padre, Pedro López. El actor ha visitado el municipio en alguna ocasión, aunque hace ya mucho tiempo de ello y supone que en Mula todavía mantendrá familia «muy lejana que no conozco».

'Margarita se llama mi amor' (1961) o 'Los guardiamarinas' (1967) son algunos de los títulos que llegan a la memoria del actor al conversar con él, pero podrían haber sido 'Día tras día', el largometraje con el que debutó en 1951; 'El abuelo tiene un plan' (1973), 'La colmena' (1982), 'Los santos inocentes' (1984) o 'Blockbuster' (2013), el filme dirigido por Tirso Calero en el que interpreta a un veterano actor que contempla sus últimos días de gloria. Mientras repasa su trayectoria, aprovecha para aclarar algo: «No he sido el clásico guaperas estirado, más bien un tío normal, que funcionaba y ya está. Hay que tener en cuenta que con algunos trajes o uniformes es difícil estar mal», bromea el artista.

Cura, torero, canalla

«He hecho de bueno, de malo, de cura, de torero, de canalla, de todo. Comedia y drama. He sido muy afortunado y no echo nada de menos. Además, he conocido a gente maravillosa. He tenido mucha suerte pero también me lo he ganado. ¡Nadie me ha regalado nada! En este oficio no te regalan nada, máxime si te mantienes en tus principios y rectitud, sin prostituirse en ningún aspecto». La ilusión es lo que le permite continuar con energía: «Es muy importante que te guste lo que estás haciendo. Yo quería ser actor y eso me ha dado seguridad y ganas de trabajar. Esto es lo que me mantiene vivo. Lo que me divierte y me da vida es mi trabajo. Soy capaz de adaptarme a todo. Además, ahora mismo si me llaman de un proyecto puedo elegir, si no me gusta, no lo hago».

«Es muy importante que te guste lo que haces. Lo que me divierte y me da vida es mi trabajo»

Entre sus deseos, «coger un gran papel y trabajar con un director como [Carlos] Saura o [Mario] Camus, que son los que viven de mi época [87 y 84 años respectivamente], pero es lo mismo que hubiese deseado hace 30 o 40 años». Sobre el panorama del cine español en la actualidad, Zarzo, que es el miembro número 39 de la Academia de Cine Español, considera que ahora «hay de todo, como siempre. Aunque me da la sensación de que todo está politizado. Hay que tener en cuenta que la producción cinematográfica es muy compleja e infieren muchas cosas en una película. El cine no tiene que ver con nada en la vida».

Temas

Cine